miércoles, 31 de enero de 2018

La situación venezolana: en que creo y en que no creo


**** MI POSTURA FRENTE AL NARCO-RÉGIMEN

Con tanta confusión, con tanto abuso por parte del régimen, con tanta ambigüedad por parte de la oposición, es necesario reiterar una y otra vez donde estamos parados, en nuestro deseo de ver a Venezuela libre de la plaga chavista.  Concuerdo con las palabras de Martin Luther King, quien dijo:   “los lugares más calientes del infierno están reservados para aquellos que en un período de crisis moral mantuvieron su neutralidad. Llega el momento en que el silencio se convierte en traición”
Aquí hacemos un resumen de nuestros planteamientos:

EN LO QUE CREO
Creo en la postura digna de María Corina Machado, de Antonio Ledezma, de Leopoldo López, de Diego Arria, de Enrique Aristeguieta Gramcko, de los colegios profesionales, de las universidades, de los estudiantes, de los presos políticos, de defensores de los derechos humanos como Alfredo Romero, de organizaciones como CEDICE, de analistas aguerridos como Carlos Blanco y José Eugenio López C., de ciudadanos ejemplares como Francisco Kerdel Vegas y miles de otros, quienes enseñan con su ejemplo que es necesario rebelarse cívicamente en contra de una narco-dictadura soez, corrupta y abusiva y que no es posible hacerle entrega de valores y principios
Creo en la postura digna de la Conferencia Episcopal Venezolana, en su ejemplo admirable como guía moral en estos momentos de vacilaciones y entregas
Creo en la postura de los Estados Unidos, de Colombia, de México, de no reconocer elecciones anunciadas por estar contaminadas de abuso y fraudes
Creo en las sanciones individuales llevadas a cabo por USA, Canadá y la Unión Europea en contra de casi cien narcos, ladrones y violadores de derechos humanos miembros militares y civiles del régimen y estoy de acuerdo con la confiscación de sus bienes en esos países y de la prohibición impuesta de no viajar a ellos
Creo en las iniciativas tomadas por España y USA de perseguir judicialmente a miembros corruptos de PDVSA y contratistas corruptos del narco-régimen porque si no se aplica la ley y si no impera la justicia, entraremos en una espiral de degradación moral sin precedentes en nuestra historia
Creo en las denuncias de UNICEF y de CARITAS sobre el uso que hace el régimen de los alimentos y las medicinas como herramienta de dominación política y considero esta estrategia del régimen como un intento de genocidio que debe llevar a sus responsables a los tribunales internacionales de justicia
Creo que para salir de la pesadilla actual requerimos del concurso externo, expresado en sanciones individuales, económicas, políticas y hasta en intervención militar multilateral, si es que ello fuese necesario.   Quienes se escandalizan de esta última posibilidad les recuerdo que por los últimos 15 años hemos sido una colonia cubana, un país invadido por el castrismo, sin que hubiese una rebelión cívica en contra de esta traición del narco-régimen.

EN LO QUE NO CREO:
No creo en unas elecciones presidenciales convocadas por el CNE de Tibisay Lucena y por la ilegítima Asamblea Nacional Constituyente. En el referendo popular celebrado el año pasado el rechazo a la ANC fue avasallante. Quienes hablan de ser candidatos presidenciales de la oposición bajo este esquema perverso tienen todo mi rechazo y mi censura
No creo en el diálogo que se lleva a cabo en República Dominicana, facilitado por mercenarios como José Luis Rodríguez Zapatero y Danilo Medina, con un régimen que nos humilla a diario y una oposición dialogante que acepta en silencio esas humillaciones
No creo que quienes se sientan en esa mesa de la República Dominicana utilizan sus valores y principios en nuestra defensa. Cuando Jorge Rodríguez miente sobre los resultados del diálogo, diciendo que están ya “convenidos” en un 98%, hay que pararse de la mesa para no regresar y dejar allí a esos bandidos, calentando sus sillas para siempre
No creo – como pretende  Omar Barboza – nada menos que presidente de nuestra Asamblea Nacional, que la retirada de Voluntad Popular  del diálogo carezca de importancia. Al decir esto habla como ficha partidista y se desprestigia
No creo que un vocero electoral de la MUD deba ser Juan Carlos Caldera, quien no debería figurar en este papel, por haber recibido dinero de un contratista corrupto
No creo en que sea ético que políticos como Claudio Fermín, despierten súbitamente para acatar el llamado a elecciones que hace el narco-régimen y hasta pretendan ser candidatos
No creo en la pureza de intenciones de Manuel Rosales ni de Henri Falcón y estoy dudando seriamente de las intenciones de Henry Ramos Allup.

También creo que si no damos esta batalla, ya mañana será demasiado tarde. Venezuela no debe resignarse a ser un país de esclavos, dominados por bárbaros e iletrados. Debe reaccionar con dignidad y vigor.

 El cocodrilo de la tiranía está suelto y se comerá también, como advertía Churchill, a los apaciguadores y a los ni-nis.  

7 comentarios:

Diogenes Gonzalez dijo...


LA GUERRA ES UN NEGOCIO MUY DELICADO PARA DEJARLO EXCLUSIVAMENTE EN MANOS DE LOS MILITARES. FRENTE A SUS VALEDEROS PARECERES, QUE NO SON DIFERENTES A LOS MÍOS Y LOS DE MILLONES DE VENEZOLANOS,NO NOS PUEDE CERRAR LOS OJOS PARA IGNORAR LA NECESIDAD DE UN DIÁLOGO: VENEZUELA ESTA PRIMERO QUE NOSOTROS. NO HAGAMOS LO QUE ELLOS QUIEREN QUE HAGAMOS. EL SUSTO ES TAN GRANDE EN EL GOBIERNO FRENTE A LA REACCIÓN INTERNACIONAL POR LA MEDIDAS DE PRESIÓN QUE SE ESTÁN TOMANDO, QUE NO LES QUEDA OTRO CAMINO QUE REINCERTARSE A LA VIDA DEMOCRÁTICA PARA DARLE UNA SOLUCIÓN INTELIGENTE AL DRAMA QUE ESTAMOS VIVIENDO.

Anónimo dijo...

(va sin acentos)
Parece que los planetas se hubiesen alineado. Que el grupo de Lima,que comprende los paises mas poblados del continente Americano, que paises democraticos de Norteamerica y que la Union Europea no este reconociendo la trampa electoral, ya illegal y mentirosa, de una fraudulente eleccion presidencial dice bastante. Has pasado 18 a~os para que esto ocurra. Por fin el mundo esta despertando ante la atrocidad cubano-chavo-madurista. Es por eso que hago un llamado, a los que aun esten en un dilemma o los que tengan duda de que si hay que votar o no...a no hacerlo

Anónimo dijo...

Totalmente de acuerdo con éste excelente comentario de Don Gustavo, que es un resumen de lo que piensan la gran mayoría de los venezolanos de buena fe. Ya basta de los abusos y ilegalidades de éste increíble grupo de malandros que han secuestrado al país con la conchupancia de los invasores cubanos y la traición de los militares que ahora son parte de la narco-dictadura. .

Gustavo Coronel dijo...

Debo agregar que el dilema entre diálogo y guerra es falso. Representan extremos pero existen toda clase de posturas intermedias , constitucionales y acordes con la dignidad colectiva y personal: la desobediencia civil, la abstención masiva a elecciones fraudulentas, la protesta no violenta en las calles, las huelgas generales, toda una serie de actitudes ciudadanas que se han olvidadoen los últimos meses, en aras de reunirse con los bandidos y narcos del régimen y hasta besuquearse con ellos. Se imaginan ustedes lo desagradable de besuquearse con delcy? Sin embargo, Borges y Rosales lo hicieron, lo cual demuestra no solo gelatinosidad ética sino mal gusto.
Un régimen manejado por narco-mmilitares y bandidos civiles como los hermanitos Rodríguez, El Aissami, Cabello y López Padrino debe ser resistido con todos los hierros

Anónimo dijo...

Más de acuerdo con algunos aspectos y menos en otros. Sin embargo, no sé que más se puede esperar para estar claro acerca de las intenciones de Ramos Allup: 1. ser Presidente a toda costa, con conocimiento de que, en el mejor escenario, que le reconozcan una muy improbable victoria, sólo sería un monigote supeditado a Cuba, a la mafia militar y a la inconstitucinal y prostituta ANC, puesto allí para satisfacer su infinita vanidad, con ningún pergamino de valor para gobernar y más bien, por lo que se ha visto, de unos infinitos autoritarismo y patanería, y para garantizar que no haya justicia y sí la más gorsera impunidad; 2. en relación con lo último, servir de escudo protector a los negocios del clan D'Agostino, antes contratistas adecos y ahora empatucados hasta la coronilla en negocios con el regimen chavista. Más nada. Lo dicho para este sujeto aplica también, con sus particularidades, a Borges, no mencionado en su escrito y sí en el comentario suyo que me antecede.

Con todo respeto, Gustavo, creo que se le fue ese rolincito entre las piernas. Saludos.

Anónimo dijo...

Tampoco hay que creer en Luis Borges

Anónimo dijo...

Gustavo,

Han ido contra aristiguieta gramcko. Un intelectual inofensivo pero una mente que vale por 30 millones de venezolanos. La dictadura hace aguas. Lo que viene es Ceaucescu/Gadaffi.