miércoles, 5 de febrero de 2014

UNA CARTA A NICOLÁS Y A HENRIQUE


Cabeza a cabeza

Nunca pensé que les escribiría una carta conjunta ya que ustedes han representado, durante  los últimos años, dos polos opuestos. Los venezolanos quienes queremos ver de nuevo al país en el grupo de la naciones democráticas y progresistas del planeta habíamos depositado en Henrique nuestras esperanzas. Y Henrique, no lo has hecho mál.. hasta en algún momento Tus logros han sido apreciables…hasta en algun momento.

Por otra parte, Nicolás, te he percibido como un pobre diablo, carente de cultura básica y de condiciones y credenciales mínimas para desempeñar el papel que estás desempeñando, por lo cual rehuso llamarte Presidente, como ya te llaman algunos miembros destacados de la oposición.

Mientras la interacción entre ustedes dos tuvo alguna señal clara de controversia, de forcejeo, de pugna, te seguí aupando, Henrique, por qué ciertamente estás más cerca de mis valores y principios que  tú,  Nicolás, títere cubano, lleno de complejos de inferioridad, con todos los odios y nada del carisma del sátrapa fallecido. 

Pero, en las últimas semanas y meses, tú, Henrique, te has ido desdibujando como representante de la oposición que yo veo necesaria en Venezuela. No es nada personal. Sigo teniendo aprecio por tí y por lo que has hecho pero ya no puedo, en conciencia, seguir apoyando la blanda posición que representas. 

Mientras Nicolás te ha dado una órden y te insulta, esto es lo que le has respondido:


Esto fué lo que dijiste: “Nosotros fuimos a dos reuniones para coordinar en materia de seguridad… por la seguridad de nuestro pueblo  estoy dispuesto a hacer lo que sea, porque la muerte de un venezolano tiene que dolernos a todos… Porque a una madre que pierde un hijo en manos de la violencia no le importa si usted es de un partido o de otro”.

Y le recordaste a Nicolás  que fuiste a Miraflores a reunirte “para buscarle solución al problema de la violencia, y propusimos dejar las diferencias políticas de lado para trabajar a favor de la seguridad y en contra de la violencia”


Pero, que fué lo qué  Nicolás te dijo? :

 ND / 4 feb 2014.- El Primer Mandatario Nacional ordenó al gobernador del estado Miranda, Henrique Capriles Radonski, “ponerse las pilas” y cumplir con sus funciones. “Es una orden. ..Ya basta de tanta vagancia y tanta antipatria… lo sigo llamando a que cumpla sus funciones (…) que se sume al Plan Patria Segura, al Patrullaje Inteligente”….. Es una orden que le doy. Póngase las pilas, gobernador vago. Le doy la orden desde aquí, burguesito vago”

Miren ustedes Nicolás y Henrique. Usted, Nicolás, no puede ordenarle a un gobernador elegido electoralmente que haga esto o aquello. Más aún, usted no puede insultarlo como lo hace. Que es eso de vago, de anti-patriota? Váyase usted al mismísimo, Nicolás. Yo, Gustavo Coronel, te digo que eres un despreciable analfabeta excrementicio.

Pero, al mismo tiempo, Henrique, te digo: que clase de respuesta es esa, que “deje quieto a quien está quieto”  Tu no puedes darte el lujo de quedarte quieto frente a la corrupción, el abuso de poder y el soez lenguaje de esa gentuza de Nicolás!

 Yo le hubiera respondido: “Mira Nicolás, analfabeta, puesto allí por Raul Castro, traidor a la patria. Vamos por tí, vamos a restituír la decencia en Venezuela.  Y, para ello, utilizaremos todas las herramientas que nos dán la constitución, las leyes y nuestras convicciones ciudadanas. Eres un cadáver politico, Nicolás, y te vamos a llevar a la justicia ordinaria”. No crees tú, Henrique, que hablar así hubiera puesto a Venezuela en posición de mobilizarse para recuperar su libertad? Otros están comenzando esa mobilización, dada tu inercia.

Por lo arriba expresado les digo a ambos: váyanse! Uno, Nicolás, por ser un miserable ignorante tratando de desempeñar un papel que le queda grandísimo. Otro, Henrique, por haber cumplido un ciclo meritorio pero que ahora requiere un perfil opositor diferente. Creo, Henrique, que puedes ayudar pero ahora desde una posición de seguidor, no de líder.

Les saluda,

Gustavo Coronel.

5 comentarios:

Anónimo dijo...

En efecto, tal como paso en la pelicula El PADRINO, cuando se prendio el lio entre la.familias mafiosas, Corleone relevo a su "concilieri" de tiempos de paz y lo cambio por uno de tiempos de guerra. Esto es una guerra, hay que relevar a Capriles, a quien yo respeto muuuucho. Pero es hora de tener a un "concilieri" de guerra.

Anónimo dijo...

Ya capri solto su verdadera cara hoy.

Anónimo dijo...

Concuerdo con su evaluacion, la salida de Capriles a semejante afrenta fue una respuesta timorata, un "dejame tranquilo" que yo estoy quieto....Verguenza da que sea el abanderado de la oposicion!


Unknown dijo...

excelente..

Anónimo dijo...

Enrique desmayo en el momento de su triunfo aunque el momento no es de Enrique es del pueblo en su conjunto que es lo mas importante al igual que el que forma parte de el y mas aun dentro de lo que cabe destacar no hizo valer su triunfo por no precavido sino por cobarde e indolente e hipocrita entreguista y transo con esta gentuza despiadada y malviviente que preside el poder y ahora el pueblo reclama justicia pero les dire a ambos los mesias politocos no son ni la solucion ni la via de escape de estas autocracias ineptas y mediocres la solucion esta en cada uno de nosotros mediante nuestro aporte moral y civico y doliente mas alla de las diatribas politicas e indiferencias en ambos mediocres seres como Maduro y Enrique el 350 lo establece como deber y derecho en desconocer esta rechifla de sistema circenese y antagonico a por cierto y no por defender a Enrique que estoy muy enfadado con el por su actitud mediocre y de conciliacion con esta gentuza gubernamental ponte a dieta Nicolas y rebaja un poco esos cachetes y esa papada que ni cuello ya tienes y quien sera el vago si tu vida es de parasito comer excretar dormir y emplear el lenguaje cloacal y soez digno de un patan y mediocre resentido social y marginal como lo eres tu endemoniado ilegitimo de mierda