Te invito a entrar en www.armasdecoronel.org para leer mis libros y ver otra información personal

sábado, 31 de diciembre de 2011

Chávez inaugura el caserío "Tabacare" (sic) o "La Guarandinga"



El acomplejado presidente Chávez, en el marco de la entrega de unas 14 viviendas en el estado Barinas, enfatizó que “en la revolución tienen que darle nombre a las cosas que se asocien con el tiempo que estamos viendo, siempre insisto en eso...A este urbanismo le habían dado el nombre de Lomas de no se que, nombres burgueses, casi que le ponen Barinas Country Club, no ven que tenemos la mentalidad pequeña burguesa y hay que luchar contra esa cultura, tienen que ser nombres criollitos”, destacó el achicopalado Mandatario Nacional.
En este sentido, el Presidente anunció (ver el sitio chavista www.noticias24.com ,  que "la hemos bautizado como Ciudad Tabacare.. en honor al líder indígena de los indios Bariná”.
Quién le diría a este patán que el cacique Tavacare (con v pequeña, no con b de burro)está asociado con el siglo XXI? Tabacare, con b de burro, es una sabana en el estado Apure, cerca de la Trinidad de Orichuna. Tavacare era un cacique de la región de Apure. Hoy está asociado con los mitos de Maria Lionza, el tarot y otras estupideces a las cuales Chávez es adepto. Más aún, el cacique Tavacare, un Caribe, era probablemente caníbal, según narra Pilar Almoina de Carrera. Quizá por eso Chávez habla de su identificación con él.
                                                  ***********
En realidad, la gente del lugar, decepcionada por lo que consideran otro fraude del régimen, le ha puesto al escuálido caserío el remoquete de “La Guarandinga”. Todos se preguntan: “Que guarandinga es esa?”. Chávez dice que son 3000 viviendas, la gente solo ve cien y les entregan catorce, con grandes discursos y banderas como arroz.

La verdad es que, hablando en el lenguaje criollo vulgar, de prisión y burdel, que Chávez quiere imponer en el país, este es un régimen bien aguajero, balurdo, achichiguado, es decir, aguevoneado. Eso sí, bien arrecochinado con los castristas y los iraníes. Lo veo bien abollado.

Ecuador: en camino a ser una Correa del Norte


Rafaél Correa ha convertido al Ecuador en un país profundamente estatista, en el cual la libertad de expresión es perseguida y las protestas populares son definidas como intentos de golpe de estado.

Carlos Lauría, el Coordinador para las Américas del Comité Para la Protección de los Periodistas, CPJ, dice que: “Desde 2007, la situación de libertad de prensa se ha deteriorado seriamente en Ecuador…. Se ha convertido en uno de los países más restrictivos para los periodistas”.

El cambio de la constitución le ha dado a Correa poderes excesivos para disolver la Asamblea Nacional, vetar legislación e influir sobre las leyes que emergen de la Asamblea. Su influencia sobre el Poder Judicial es grande, ya que ahora los jueces son nombrados por una Comisión en la cual el poder ejecutivo tiene mucho poder.

Los derechos humanos son constantemente violados, ya sea en Dayuma, en Rio Grande o en Chimbo. La actitud de Correa con sus subordinados es despótica, como la de Hugo Chávez en Venezuela.

Escribiendo en Hoy (“Por qué Correa es autoritario?”, Octubre 9, 2011) Carlos de la Torre dice que los poderes están concentrados en el ejecutivo. Se criminaliza la protesta. El gobierno ha entrado en conflicto con los sectores sociales organizados. La prensa ha sido atacada duramente por el líder, quien entiende la política como una guerra. Según De la Torre “Correa y Alianza aís no tienen relaciones profundas con los movimientos sociales…o con las instituciones de la democracia”.

Ello ha promovido la aparición del estado como protagonista y de Correa como protagonista casi único dentro del estado. Una Correa del Norte, pués.

Ya se comienza a imponer un clima de opinión para ser re-elegido, imitando el modelo continuista y despótico de Hugo Chávez, quien, sin embargo, parece estar de salida en su país.

Ecuador comienza a parecerse a una Correa del Norte, clavada como puñalada traicionera en una América Latina acosada por el medio-evo boliviano y por el deschavetado régimen venezolano.











.







viernes, 30 de diciembre de 2011

Perro que come manteca mete la lengua en tapara

El déspota tiene una peculiar manera de retractarse. Esta es la forma, la cual aparece en el sitio de Internet, aparentemente comprado por él, http://www.noticias24.com/  Dice: “‪Yo no he acusado a nadie, porque no puedo, sería una irresponsabilidad, solo estoy haciendo una reflexión y además le mando a decir a Evo que se cuide, a Correa que se cuide porque uno no sabe compadre‬ (…). ‪Yo solo he dicho: ‘¿Será posible que el cáncer sea una enfermedad inducida, con los adelantos científicos?’ Y quienes tienen la posibilidad de hacerlo. Yo no he acusado a nadie, no puedo, sería una irresponsabilidad”.
Esta soberana estupidez es repetida por Chávez bajo el pretexto de recular. Es evidente que él piensa que “se la está comiendo”, que es ingenioso eso de atacar de nuevo  fingiendo una disculpa.
Pobre hombre, condenado al olvido por su mediocridad. Su final político está muy cerca.

Un grave escenario para Venezuela, 2012

Un punto de estrangulamiento que puede llevar a la guerra

Escenarios son solo eso, lo que puede suceder. En teoría, son infinitos. En la práctica hay unos más posibles o más probables que otros. En el caso de Venezuela hay uno que me preocupa cada día más y tiene que ver con la alianza que Hugo Chávez ha formado con el Irán de Ahmadinejad.

Pienso que hay bastantes probabilidades de que Irán se vea envuelto en una guerra regional a corto plazo. Lo que está sucediendo actualmente es indicativo de que este escenario se hace más y más probable. Irán está llevando a cabo “maniobras” militares en el Estrecho de Ormuz, por el cual pasan diariamente unos 18-20 millones de barriles de petróleo hacia los países consumidores. Irán está amenazando con cerrar este estrecho, como parte de su guerra psicológica con Occidente e Israél. La amenaza es arma muy peligrosa porque no tiene sino dos alternativas: o es concretada o quien la hace se desprestigia. En este momento Ahmadinejad está caminando por el filo de esa navaja, empujado por las presiones políticas internas que montan en su contra.

Todo esto solo tendría un efecto parcial sobre Venezuela si no fuera porque Chávez está casado con Ahmadinejad y comparte su odio patológico contra los Estados Unidos y sus aliados. Además, Chávez se encuentra en una posición tan o más difícil que la de Ahmadinejad, en lo que se refiere a la situación interna del país. La mál llamada “revolución bolivariana” está en un proceso de deshilachamiento rápido, producto de varios factores: (1), la enfermedad del déspota, la cual le ha quitado fuelle a su actividad y lo hace ver como muy vulnerable, aun para sus mismos seguidores; (2), la angustiosa situación financiera del país, endeudado hasta el occipucio, lo cual lleva a una devaluación a muy corto plazo y a una significativa pérdida de credibilidad internacional; (3), la creciente fortaleza de la oposición, la cual ha permanecido esencialmente unida; (4), la silenciosa pero apreciable desbandada que se está produciendo en los sectores sindicales, políticos, empresariales y militares que apoyan al régimen, al advertirse su creciente debilidad, una desbandada que se asemeja a una corrida bancaria; (5), el aislamiento de Chávez del resto de la comunidad latinnoamericana, excepción hecha de sus más fieles seguidores Evo, Correa y Ortega.

Estos y otros factores apuntan a la necesidad que siente Chávez de montarse sobre un evento importante, de naturaleza geopolítica, que lo haga o recuperar el terreno perdido o hundirse para siempre. Ese momento del topo a todo le está llegando y dificilmente pueda aplazarse más allá de los próximos meses.

Si Irán va a una confrontación con Israél, USA y el resto de los países de la OTAN, es casi seguro que Chávez y su régimen utilizen esta confrontación para alinearse con Irán y, por lo tanto, se conviertan en un objetivo militar de la coalición anti-Iraní.

Ello significaría el fin del régimen en pocas horas. No creo que el ejército venezolano llegue a disparar un solo tiro debido a su falta de compromiso real con el régimen y a su alto grado de desmoralización y carencia de entrenamiento. Sin embargo, ello haría de Chávez un mártir.

Solo hay dos maneras de ser recordado por la historia: como victorioso o como mártir. Ya a Chávez ha dejado de importarle cual de las dos: Agarrando aunque sea fallo.

Mi gran profesor de ética

Un corazón superior es mucho más poderoso que una mente esplendorosa”
Alejandro Dumas, hablando de Porthos en “el Vizconde de Bragelonne”.

“Nunca he dañado a nadie y los reyes están en deuda conmigo.Su Majestad no puede dejar de escucharme”.
Athos, hablando con Luis XIV, en “El Vizconde de Bragelonne”. .

Pasarían muchos años antes de que yo comprendiera de quien había recibido las mejores lecciones en ética y pundonor. Por supuesto, muchas de ellas las obtuve de mis padres, de mis maestros, en especial los sacerdotes salesianos, de amigos especiales, de la lectura de los filósofos morales. Cuando me preguntaban sobre mis influencias en este sentido mencionaba todas estas fuentes y añadía a Julio Verne y a la monumental “Montaña Mágica” de Tomás Mann, en especial su personaje Settembrini.Quizá me daba verguenza mencionar a Dumas, un escritor de novelas de ”aventuras”, muy famoso por su Conde de Montecristo, pero un peso “pluma’ intelectual.
Error!.
Hoy debo reconocer la deuda inmensa que he tenido durante toda mi vida con Alejandro Dumas, el padre. En efecto, creo que la lectura que más impactó en mí formación moral fué la trilogía de “Los Tres Mosqueteros”, “Veinte años después” y, sobretodo “El Vizconde de Bragelonne”. Por los ultimos 65 años la he leído muchas veces, disfrutando de sus múltiples planos: mi deleite por las aventuras, el maravilloso diálogo, el sentido del humor, las clases de historia sobre la fascinante época de Luis XIV (aunque bastante amoldada a los prejuicios de Dumas) pero, más que nada, en búsqueda de refuerzos morales cada vez que he llegado a una encrucijada de este tipo en mi vida. En esas encrucijadas siempre he ido a consultar con la serena sabiduría de Athos, con el inmenso corazón de Porthos, con la sincera nobleza de Artagnan y hasta con la elegancia de Aramis, quizá el menos sólido de los cuatro en el campo moral, a pesar de haber llegado a ser Obispo. Las desdichas amorosas de Raúl, Vizconde de Bragelonne, reforzaron mi simpatía por los más débiles (tuvo que batallar y perder la batalla, nada menos que contra Luis XIV, por el amor de Luisa de la Valliere). Cuando llegué a ser gerente acudí a Dumas para enterarme de las estrategias preferidas de Richelieu, para aprender a neutralizar las astucias de un Mazarino y para admirar la honestidad de Colbert, sin dejar de simpatizar con Fouquet, quien en la vida real no fue honesto pero a quien Dumas pintó como un gran caballero, casi como un héroe.

He descubierto que uno de los grandes admiradores de estas obras fue Roberto Luis Stevenson, el celebrado autor de “La Isla del Tesoro” y de “El Extraño Caso de Dr. Jekiyll y Mr. Hyde". En sus “Memorias y Retratos”, Stevenson dice que “el Vizconde de Bragelonne” formaba parte de su reducido círculo íntimo de lecturas junto Shakespeare, Moliere y Montaigne. Stevenson dice haber leído a Bragelonne no menos de cinco o seis veces y sentarse a leerlo toda la noche y retomarlo, de nuevo, en la mañana.

Walter McSpadden, quien escribió el prólogo de la edición en Inglés de 1907 de “Bragelonne”, dijo que los cuatro mosqueteros crecen como personas a través de la trilogía. Artagnan descubre que la meta verdadera no es su promoción sino el servicio. Athos pasa de predicar sus preceptos a vivirlos y a morir por ellos. Porthos descubre que la vanidad es secundaria al sacrificio por los demás. Hasta Aramís viene a darse cuenta que todas las intrigas del mundo no pueden reemplazar la verdadera amistad. Amistad, honor y caballerosidad emergen victoriosos.

Esa es la gran lección que me ha acompañado toda la vida. Gracias, Mosqueteros, gracias Bragelonne.
En la Venezuela en la cual nos ha tocado vivir, ser puntilloso, como los mosqueteros del Rey, ha sido necesario para la sobrevivencia moral. Athos y Artagnan me convencieron de que quien cede en lo pequeño termina cediendo en lo grande.

jueves, 29 de diciembre de 2011

El coro de las hienas: chilla la Osorio

La tesis de Chávez, esa que los Estados Unidos le han “inducido”el cáncer a sus amigos, ha encontrado rápido eco en las hienas que le siguen, alimentándose de la carroña que el líder deja a su paso. Ahora es la Sra. Ana Luisa Osorio, la de las vacaciones en Nueva York y las operaciones en la Metropolitana. Dice esta hiena:

“Llama la atención, no pareciera casualidad, no quisiera caer en especulaciones pero hay que evaluar bien los agentes que puedan ser estimulantes de estos tipos de cáncer. Estamos hablando en este año de 3 Presidentes y años atrás 2 más, estadísticamente es una situación no común, no parece casual que 5 Presidentes hayan estado sufriendo una enfermedad a la cual todos le tememos”. Esta hiena,  como dice el coprófago mayor, "no quiere caer en especulaciones" pero cae, mientras le da dentelladas a este trozo de carne podrida que le deja el jefe.

Esta hiena, como las demás, tiene su cambur.  Es Vicepresidente del Parlamento Latinoamericano. Dice: “Pareciera algo direccionado, se dicen muchas cosas y hay que analizarlo”.

Habló desde el canal de TV de las hienas: Venezolana de Televisión (VTV).

Chávez anunció un gobierno de leones y águilas. Lo que ha tenido es un gobierno de hienas y zamuros. No solo han arruinado al país, es que son vergonzosos a nivel personal.

Maria Cristina Iglesias: incompetente y mentirosa

Un cero a la izquierda


El caos en el sector laboral venezolano ha ocurrido sin que esta pobre señora, la ministro del Trabajo, diga o haga nada para aliviarlo, menos aún, resolverlo. Si no fuera a la oficina  nadie la echaría de menos. Es como una fosforito, pero apagada.

El sector sindical está anarquizado, sobre todo en Guayana. Aún en el sector petrolero los trabajadores se sienten mál y critican al régimen abiertamente. Los contratos colectivos no se discuten. El Informe Anual de Competitividad, del Foro Económico Mundial, coloca a Venezuela en la posición 124 de 142 países, cerca del foso.

En ese Informe, la posición del país en lo referente al mercado laboral es la posición 142, úuuuuultimooooo. Ello se debe a la poca flexibilidad para determinar las remuneraciones (puesto 127), la rigidez para despedir y contratar personal (puesto 142), la relación entre pagos y productividad (puesto 141), y la fuga de cerebros (puesto 135 en el mundo). Venezuela tiene años con una forzosa inamovilidad laboral que es un cáncer para lo que queda de la industria.

Y ahora sale esta pobre señora a decir que “Llegar a pobreza cero es la meta que tiene el Gobierno venezolano a través de las Misiones Sociales que se adelantan como es el caso de la "Misión En Amor Mayor".

No sabe lo que dice la pobre señora. Porque los programas sociales que ella menciona no atacan la pobreza. Los programas sociales de este régimen constituyen una farsa en materia de lucha contra la pobreza. Se limitan a dar limosnas, subsidios, dádivas: dinero a los viejos, dinero a las mujeres en estado, dinero a los miembros de los grupos para-militares, comida semi-podrida pero subsidiada, aspirinas y jarabes en Barrio Adentro, pero nada de hospitales de primera. Estos vergonzosos programas humillan y van destruyendo la dignidad de la persona pero no atacan las causas estructurales de la pobreza, es decir, la ignorancia, la mala salud y el desempleo.

Son un crimen porque, al final del día, la gente que recibe la limosna es tan pobre como antes y, tragicamente, más dependiente que antes en la prodigalidad del taita, el perverso déspota. Esos programas constituyen una solución del siglo XIX para un problema del siglo XXI.

Esta pobre mujer, María cristina Iglesias es inepta y es mentirosa. No se si va a la oficina o no, pero da igual.

Sentaron de rabo a la suegra de Rafaél Ramírez

Carta abierta a Hildegard Rondón de Sansó


Rafael J. Chavero Gazdik* / Soberania.org -

No logro salir del asombro. Que lo haya dicho Mario Silva no me extrañaría, pues se trata de un opúsculo adulador con licencia oficial para profazar; pero que sea una ex magistrada del más alto tribunal de la República y quien ocupa un sillón en la Academia de las Ciencias Políticas y Sociales, es motivo de enorme preocupación, pues pone en evidencia el deterioro de nuestra sociedad y los escasos valores que le restan al ejercicio de la abogacía.

Usted ha sugerido en varias entrevistas de radio y hasta en un artículo de prensa, al referirse al caso de la ExxonMobil, que los abogados de empresas foráneas que defiendan sus pretensiones jurídicas podrían ser considerados traidores de la patria. Incluso, propone que “los especialistas” estudien la posibilidad de encarcelar a quienes aboguen por las causas que adversan los intereses del Estado venezolano.  En suma, usted propone criminalizar el ejercicio de la profesión del derecho. Y como es lógico, esta palabra santa será suficiente para tiritar a cualquier abogado sin privilegios gubernamentales, pues su recomendación seguramente tendrá eco en secuaces encargados de rifar imputaciones penales.

Sus argumentos no permiten distinguir hasta dónde debe expandirse el delito de traición. ¿Habrá que encarcelar también a quienes actuamos ante organismos del sistema interamericano de protección de derechos humanos, para defender a las víctimas a quienes el Estado venezolano les ha vulnerado sus garantías fundamentales? ¿Serán también los que han actuado ante tribunales judiciales o arbitrales internacionales como es el caso del CIADI? ¿Seremos también traidores quienes nos hemos atrevido a demandar al gobierno ante nuestros propios tribunales, ante las arbitrariedades del poder? ¿Donde fijar el límite? Esto es muy importante Dra. Rondón, pues no quedarán catres vacíos en nuestros penitenciarios para albergar a tantos pérfidos juristas.

Aunque usted no lo crea, desde la revolución francesa en el siglo XVII confrontar una decisión oficial asumida por un Estado no puede considerarse como un crimen. El Estado de Derecho es el sometimiento del gobierno al derecho y ese control lo ejercen los jueces. Las personas naturales o jurídicas afectadas por una decisión estatal tienen el derecho de cuestionarlas, y para ello requieren de la asistencia de profesionales del derecho. Y, lógicamente, de abogados que conozcan el derecho interno del respectivo Estado. Si usted considera que confrontar un Estado es un sacrilegio, no puede extender el pecado a quienes cumplen con sus obligaciones profesionales. Quienes están en conflicto son las partes, no los abogados.

Me encantaría conocer su opinión sobre los abogados que tienen que defender a una persona acusada de violador, de terrorista, de tráfico de drogas, de secuestrador de niños. ¿Serán también delincuentes? ¿Tendrán derecho estas personas a una asistencia letrada? No me queda clara su posición con respecto a la necesidad de un debido proceso antes de sufrir una sanción. ¿Será que ese debido proceso es sin defensa letrada? ¿Serán simples adláteres los abogados de las partes?

Si llegase usted a admitir que un procesado de delitos tiene derecho a una asistencia letrada, me cuesta creer entonces cómo concluye que una persona o empresa extranjera encargada de hacer negocios en nuestro país, no puede contar con asesores y abogados, cuando ésta confronta una decisión estatal que considera ajena a las garantías ofrecidas antes de la inversión. Si la empresa tiene razón o no, eso quedará por verse, pero mal puede usted criminalizar la actuación de los abogados, cuando ni siquiera se conoce quién tiene la razón.

¿De dónde habrá sacado usted que los abogados deben identificarse con las partes? ¿Es que acaso para defender los derechos de un homosexual o un comunista hay que también serlo? ¿De qué código de ética habrá sacado este pecado que ha provocado su drástica alteración?

Sepa usted, Dra. Rondón, que uno de los principios básicos del ejercicio del derecho es que los abogados no pueden ser identificados con sus clientes ni con las causas de sus clientes. Las Naciones Unidas han reconocido este principio, así como el de inmunidad civil y penal por las declaraciones que hagan de buena fe los abogados, en procura de sus defendidos.[2] Precisamente por eso, la humanidad y la sociedad democrática discrepa de su parecer, al proscribir persecuciones o sanciones frente a los abogados, a raíz de cualquier medida que hayan adoptado en el cumplimiento de sus obligaciones, reglas y normas éticas.

¿Es que acaso usted pretende que la empresa ExxonMobil o cualquier sujeto que acuda a un proceso arbitral sin asistencia letrada? ¿Será que todo el gremio de abogados tiene que solidarizarse ciegamente, y a priori, con el capricho gubernamental de terminar una relación con un aliado comercial a quien se le dio una serie de garantías frente a su inversión, sin indemnización alguna? Que fácil sería para usted asesorar al Estado venezolano sin confrontar a nadie, pero recuerde usted que todo proceso requiere un contradictorio, pues esa es la mejor fórmula para la búsqueda de la verdad.

Dra. Rondón, usted ha perdido la perspectiva, pues hay abogados que no sólo sienten que cumplen con su deber cuando defienden los intereses de sus clientes frente a un Estado, sino que muchas veces lo hacen con vehemencia y convicción, al entender que al corregir una práctica viciada o un capricho gubernamental se beneficia el propio Estado. Ya lo decía von Ihering, “toda disposición arbitraria o injusta, emanada del poder público, es un atentado contra el sentimiento legal de la Nación, y por consecuencia contra su misma fuerza”.

Así, cuando en el ejercicio de nuestra profesión nos ha tocado demandar la nulidad de un acto gubernamental o los daños y perjuicios derivados de una actuación ilícita del Estado, lo hemos hecho no sólo cumpliendo con nuestro deber de atender los intereses de una parte, sino también con el ánimo de defender el Estado de Derecho y evitar futuras transgresiones legales. Castigar a un Estado por su conducta arbitraria debería aparejar un propósito de enmienda, y ello debería pesar en las futuras actuaciones de los agentes oficiales.

Sin ánimos de entrar al fondo del caso que dio origen a su ira, del cual desconozco sus detalles, sólo quiero hacerle ver que hay quienes piensan (pensamos) que irrespetar un compromiso contractual asumido con una transnacional, sin indemnización, es perjudicial para nuestro propio Estado, pues espanta a los inversionistas con deseos de permanencia y con empleos para otorgar. Hay quienes entendemos que defender en esos casos al inversionista es procurar nuestro propio beneficio, pues la patria Dra. Rondón, no se agota en los gobiernos de turno, éstos pasan y muchas veces lo que queda son las cicatrices de las arbitrariedades.

Hay quienes vemos las bondades de los acuerdos que garantizan la seguridad jurídica de los inversionistas; hay quienes vemos la importancia de respetarle los derechos a los nacionales de otras tierras; sobran quienes sienten que el negocio petrolero debería ser ajeno a las ideologías de los gobiernos de turno; hay quienes pensamos que comprometer en árbitros foráneos las decisiones de posibles conflictos contractuales no es contrario a derecho, más aún cuando pensamos que nuestros gobernantes deben actuar en beneficio de la patria y no del partido; hay quienes pensamos que condenar a nuestro país a indemnizar los daños ocasionados a cualquier persona (nacional o extranjera), por sus arbitrariedades, debería repercutir en nuestro propio beneficio, como muestra de seguridad jurídica.

Si usted discrepa de esta posición por razones jurídicas o ideológicas, yo respeto su posición y defiendo su derecho a expresarla, pero no por eso debe buscar el camino fácil de encarcelar a su adversario, y menos aún a sus abogados. Si le ha molestado el criterio de los asesores de la empresa que ha demandado a nuestro país, ocúpese de destruir sus argumentos y no las vidas y la libertad de los abogados asesores. Asesorar, abogar y representar a una persona natural o jurídica contra un Estado, lejos de constituir delito, es una tarea seria y responsable, tan noble como la que seguramente usted le estará prestando a la principal empresa nacional.

Lo paradójico de su criterio es que confirma una verdad irrefutable. Actualmente, nuestro Poder Judicial no está capacitado para administrar justicia con imparcialidad, al menos en los casos donde esté en juego algún interés gubernamental. ¿Cómo entonces cuestionar que alguien busque un tribunal menos parcializado? ¿No somos capaces acaso de vencer en derecho frente a jueces imparciales? Incluso, usted resaltó, en su voto salvado de la sentencia que avaló la apertura petrolera, la importancia de que los conflictos de envergadura se mitiguen “las dudas sobre la posibilidad de que el sentimiento nacionalista imper(e) sobre la ratio fundamental de un fallo definitivo, que no puede ser otro que la justicia”. ¿Cómo ahora invocar abnegados intereses nacionalistas para cuestionar la función principal de los abogados?

No sé cuál será la lóbrega intención de tan desatinada postura. Si estos fueran ajenos a la justicia, la historia sabrá darle su puesto de arbitrista. Y si fuese sólo una precipitada respuesta improvisada, nuestro gremio le exige una dispensa. Yo estaría dispuesto a dársela.

Dra. Rondón, no estoy involucrado en el caso de la ExxonMobil, ni siquiera se qué abogados la representan en estos juicios. Pero si de algo estoy seguro es que eso no es delito alguno. Seguramente sus comentarios crearán un efecto disuasivo frente a muchos profesionales del derecho, pero seguramente habrá quienes no nos dejaremos amedrentar, pues la lucha por la justicia tiene muchos obstáculos, y uno de ellos es la intolerancia del poder.

Sus comentarios coinciden con uno de los momentos más tristes del ejercicio de la abogacía, donde los profesionales del derecho tenemos que sortear los obstáculos más sagaces. Tenemos una justicia dependiente y deferente y ahora hasta a directivos del gremio nombrados por sentencias. Pero esto lo vamos a cambiar, eso lo veo en los ojos de mis alumnos, en el alma de las nuevas generaciones. Vendrán mejores momentos, nos acercaremos a la justicia…

Atentamente,
Rafael J. Chavero Gazdik
Profesor de la Universidad Central de Venezuela

Dos nuevas hipótesis sobre el cáncer: producto de la CIA o por contagio?

El presidente saliente de la República, Hugo Chávez, hizo este miércoles una extraña reflexión sobre lo que él llama "la extraña" ola de cáncer que afecta a presidentes y líderes de izquierda en América Latina, a propósito de la más reciente noticia sobre el carcinoma papilar que le detectaron a Cristina Fernández de Kirchner (con quien este blog, aprovechando el Dia de los Inocentes apuntó ayer que se había casado en secreto).

Dijo Chávez : "Es muy difícil explicar a estas alturas ya, con la ley de las probabilidades, lo que nos ha estado aconteciendo a nosotros en América Latina, al menos es muy, muy extraño. Yo no quiero lanzar ninguna acusación temeraria, pero hace poco escuché al presidente Álvaro Colom (Guatemala) diciéndole a Estados Unidos que asumiera su responsabilidad y pidiera perdón al pueblo guatemalteco, porque se demostró, 50 años después, que lanzaron en ese país una operación biológica y química, enfermedades venéreas incluidas, para hacer una pruebas científicas". Chávez recordó que, además de Cristina, el cáncer atacó al presidente paraguayo, Fernando Lugo; a la actual presidenta de Brasil, Dilma Rousseff, mientras era candidata; al mandatario venezolano, previo a una nueva elección presidencial; y al líder progresista brasileño Luiz Inácio Lula Da Silva. Chávez dice que él no cree en brujas pero....de que vuelan vuelan.

Hugo Chávez expone la singular hipótesis de que los Estados Unidos está generando estas graves aflicciones entre los mandatarios latinoamericanos "progresistas. Uno se preguntaría por qué, de tener esta capacidad, los estadounidenses no la han utilizado en figuras más importantes para ellos como el dictador norcoreano que acaba de fallecer de un infarto, o Gadaffi, o Bin Laden, o Sadam Hussein o Putin o Lukashenka. Por qué emplear esta poderosísima arma en mediocres"de segundo nivel geopolítico como Lugo, Chávez o Cristina,  o en Lula, después que salió de la presidencia?

Esta extraña idea de Chávez es similar a la que sostuvo con relación al terremoto que desoló Haití. Según él esa catástrofe fue causada por la CIA. Y, de nuevo, uno se pregunta, si los Estados Unidos pueden causar terremotos a su antojo, por qué Haití y no Cuba? Por qué Haití y no Siria, o Rusia, o China?

Hay una hipótesis alterna y sería en relación con Chávez pero no concebida por Chávez. Es la del contagio, Suponga usted que el cáncer es contagioso, como el catarro. Sabiendo lo que ya sabemos, que Chávez es un tipo resentido y acomplejado, no sería lógico suponer que él pretende que los líderes latinoamericanos sufran de su mismo mál? En la Edad Media algunos enfermos de lepra trataban de contagiar a gente sana, así como ocurre hoy con el SIDA.

Fíjense ustedes que Chávez abrazaba a Lula y Lula tiene cáncer. Abrazaba a Lugo y Lugo tiene cáncer. No abrazaba a Uribe y Uribe no tiene cáncer. Abraza a Santos y es urgente que este mandatario se examine. Abrazaba a Cristina y Cristina tiene cáncer. No abrazaba a Piñera y Piñera no tiene cáncer. Abraza a Mugabe y Mugabe tiene cáncer. No abraza a Obama y Obama luce rozagante. Abraza a Fidel y seguro que tiene cáncer, porque, que es lo que no tiene Fidel?
En Cuba Chávez dijo, hace unos años, que estando en Cienfuegos una nube negra se posó sobre él, enviada por la CIA , y le produjo una fuerte afección bronquial. Esta es una variante de la misma hipótesis paranóica que está consumiendo al paracaidista.

La hipótesis del contagio es, por lo menos, tan plausible como la sugerida por Chávez. Y los datos que existen la apoyan mucho más.
La moraleja?  No deje que Chávez lo abraze!

miércoles, 28 de diciembre de 2011

Hugo Chávez se declara enemigo de la corrupción

Hugo Chávez dice: “Yo lo que soy es enemigo de la corrupción, sea pública o privada”
De manera apropiada esta declaración es dada en el dia de los Santos Inocentes.

Y Tobías y sus comisiones? Y los gobernadores de Cojedes y de Vargas extorsionistas mencionados en Miami? Y el Aban Pearl? Y el fondo de pensiones de PDVSA? Y el fraude con los taladros contratados a empresas de maletín? Y las notas estructuradas? Y el maletín para Cristina? Y el Central Azucarero de Barinas? Y el dinero recibido de bancos extranjeros? Y el mega-guiso del FONDES? Y el desastre del Fondo Chino? Y las miles de viviendas no construídas? Y los relojes de miles de dólares? Y los abusos de la familita? Y el caos de la CVG? Y la comida podrida de PDVAL? Y los regalitos para Fidel? Y las comisiones en compras de armas a los Rusos? Y el Fondo Unico Social y el Plan Bolivar 2000? Y la compra del Airbus presidencial?

Y, pare usted de contar……

Hugo y Cristina se casaron en secreto




**** Donde estuvo Hugo Chávez entre Uruguay y Venezuela?

**** Una nueva Duquesa del ALBA ha nacido
**** Hugo le dió lo suyo a Mercosur

Después de haber sido derrotado en Uruguay en su nuevo intento de ingresar a Mercosur, Hugo Chávez desapareció por cuatro días. Nadie supo donde estaba, excepto el reducido grupo de personas que conforman su entorno íntimo. Una de ellas, a quien no deseo identificar puesto que es miembro (o miembra, dirán ellos) del entorno y correría hasta riesgo de muerte si se supiera su nombre, me confesó lo que había sucedido.

“Hugo y Cristina se casaron en secreto y se fueron de luna de miel a un sitio en la Patagonia. Nadie sabe que pasó, pero ambos regresaron cantando”.

En verdad, esta boda tenía toda la lógica del mundo. Es una unión que forma un gigante latinoamericano con mucha carne y petróleo.

La astucia de Chávez para mandar y la habilidad de Cristina para hacer dinero podrán juntarse para ampliar poder y fortuna. Cualquier vástago que pueda salir de esas sudorosas noches patagónicas tendrá las cualidades (y los defectos) de ambos.

Nuestra fuente revela que Cristina, en la primera mañana post-conyugal, se asomó por la ventana del castillo y gritó, ahuyentando a los ñandús: “Néstor: me escuchas?”, emitiendo una sonora cuchufleta.

Algo que me confesó mi fuente, con voz estrangulada por la emoción, es haber oído a Cristina hablar consigo misma, susurrando ante el espejo, sin saber que estaba siendo escuchada: “Una vez enviude de Hugo, me casaré con Evo…y, luego……con…” (inaudible).

Diciembre 28,  2011
D. de Los S. I.

martes, 27 de diciembre de 2011

El día del retorno en Virginia y en Tocuyito

Dia del retorno en Virginia


En Venezuela el día del retorno es ese día en el cual los viejos compañeros de clases regresábamos a nuestros antiguos salones a saludarnos, a honrar a nuestros maestros y a recordar los bellos tiempos idos, tomándonos unas cervezas y comiéndonos una parrilla.

Hoy traté infructuosamente, de completar lo que llaman el día del retorno en mi comunidad de Virginia, USA. Hoy, 26 de Diciembre, [ayer] es el día en el cual unos 150 millones de residentes en los Estados Unidos de Norteamérica, un buen segmento de la población, acuden a los centros comerciales a retornar interiores, pantaletas, camisas, sweaters, calcetines, discos, libros, perfumes, afeitadoras, zapatos, teléfonos portátiles, vinos o pelucas que les quedaron grandes, o pequeños, o eran del color incorrecto o de la forma no deseada, o de sonido desagradable, o de un tipo de imprenta muy pequeño, o del año equivocado, o de pelo muy tieso.

Es el día del retorno de los regalos de navidad en los Estados Unidos. Olvídense ustedes de las grandes migraciones de “caribous” en Alaska, de los millones de loros que salen al vuelo en el Amazonas, de los miles de pinguínos que se apretujan los unos con los otros en Antártica. La estampida de los millones de personas quienes se sienten decepcionados con sus regalos o no se pueden meter en los trapos que le han dado sobrepasa todo lo imaginable.

Yo recibí un camisa que era grande para mí. Era algo que decía XXLG y me hubiera servido como dormilona. Fuí a cambiarla pero, a un kilómetro de distancia de la llegada al sitio, me encontré con un policía que me hacía señas para que me desviara. Abrí la ventanilla y pregunté que sucedía. Me dijo: “si usted piensa cambiar una camisa, hágame caso y regrese para su casa. Trate de nuevo dentro de dos o tres días”.

Eso fue lo que hice. Afortunadamente no necesito la camisa con urgencia. Me fuí para un restaurant japonés y me comí unos camarones con arroz frito espectaculares. Y es que en este país hay alternativas. Si se cierra una se abre otra. Y hasta mejor.

Lo que pudiera ser una tragedia para los comerciantes de los Estados Unidos se convierte en una oportunidad. Los millones quienes van a cambiar sus regalos eligen otras cosas del mismo precio o hasta de un precio ligeramente superior. Una vez que logran su cometido, ya con apetito, se van a comer en los restaurantes del sitio. Y luego se van al cine. Lo que pudiera haber sido una catástrofe finsanciera se convierte en un negocio de, no sé, unos $1500 millones durante el día del retorno.



Por eso es que en este dia del retorno en USA no hay mentaderas de madre ni peleas. Ninguna tienda se niega a retornar lo comprado. Se lleva a cabo la sustitución, la gente se va a comer y al cine. Todo el mundo contento.



Hace unos 12 años fuí a devolver una lechoza semi-podrida en Tocuyito. El tipo que me la vendió me insultó, le tiré un derechazo, recibí un izquierdazo. Terminamos los dos revolcados en el suelo. El retorno a la Tocuyito no me pareció eficiente..

sábado, 24 de diciembre de 2011

Repsol en el golfo: locura o error tipográfico?


En Septiembre 2009 Repsol YPF declaró haber descubierto en Venezuela el mayor yacimiento de gas de su historia (Agencia EFE
Septiembre 11 de 2009). La noticia era:
“La empresa hispano-argentina Repsol YPF, en consorcio con la italiana Eni, ha descubierto en las costas del golfo de Venezuela el mayor yacimiento de gas de su historia y uno de los más grandes del mundo, según informó la empresa.
El pozo, denominado "Perla I", podría albergar entre siete y ocho trillones de pies cúbicos (TCF), lo que equivale a más de cinco años de consumo de gas en España. El yacimiento, el mayor descubierto en Venezuela, está situado en aguas del oeste del país, a una profundidad de 60 metros, en concreto en el bloque denominado Cardon IV en el que Repsol trabaja desde 2006.
La bolsa de gas podría extenderse en una superficie de 33 kilómetros cuadrados (km2) y tener un grosor de 240 metros.
**************
Sin embargo, hoy, Diciembre 23, 2011, en el Latin American Herald Tribune, el mismo Antonio Brufau, acompañado de Rafaél Ramírez, dice : “Believe me, this is the largest gas discovery that’s been made in Latin America and we’re very proud,” referring to the approximately 17 trillion cubic meters (600 trillion cubic feet) of gas that Perla 1 is estimated to hold. Ver: http://www.laht.com/article.asp?ArticleId=455146&CategoryId=10717&utm_source=feedburner&utm_medium=email&utm_campaign=Feed%3A+laht%2Fmailer+%28Latin+American+Herald+Tribune%29
El Sr. Brufau estima los recursos de gas allí en 600 trillones de piés cúbicos.

Dios mío! Que es esto? En 2009 eran 7-8 trillones. Hoy son 600 trillones. Y solo hay un pozo perforado!!! La magnitud de la cual habla Repsol pondría al yacimiento como el segundo más grande del mundo. PERO!!!!!!!……………………
Hay algo que no cuadra aquí. Según Repsol, 2009, el yacimiento tiene unos 33 kilómetros cuadrados de superficie y unos 240 metros de espesor. Eso daría un volumen de unos modestos ocho kilómetros cúbicos.
El yacimiento de gas mayor del mundo, Pars en Irán y adyacencias, tiene 1.235 trillones de piés cúbicos, el doble de lo que tendría el yacimiento del Golfo, según Brufau, pero su volumen es de 35.000 kilómetros cúbicos!!!   El yacimiento de Groningen tiene unos 100 trillones de piés cúbicos, apenas una sexta parte de lo que pretende Repsol para el Golfo, pero su volumen es de 2.800 kilómetros cúbicos.
Y entonces?
Cuanto es que es el gas del Golfo? Por favor, REPSOL y PDVSA,  sean serios y den una declaración oficial conjunta sobre este hallazgo. Den la información que el país necesita.

En ruta hacia la Isla de Los Ochenta


La nave en la que viajo se aproxima a la Isla de Los Ochenta. Ya es posible adivinar su contorno entre la bruma. La bordea un arrecife hecho con prótesis dentales. En su extremo este se divisan las fumarolas Malaliento, las cuales recuerdan a la refinería de El Palito por sus aires cargados de aromáticos. Aunque sus maderas crujen y se bambolea más que Julio Iglesias (http://www.youtube.com/watch?v=QXYzLdeUmjU  ), el barco navega con el vigor de un caballo viejo rumbo al muelle de la Osteoartritis, situado en la ensenada de la Hipertensión. Hacemos girar el timón con cautela, para no despertar las protestas de nuestro manguito rotador derecho.

Navegar a través del inmenso archipiélago de la vida ha sido grato y maravilloso. No tengo ninguna prisa por llegar a Itaca y así me lo aconseja el poeta Kavafis: “No apresures el viaje. Mejor que dure muchos años”, me recomienda.

Y así ha sido. Puedo decir, de nuevo siguiendo a Kavafis, que “con placer, con alegría, he arribado a puertos nunca vistos. Me he detenido en los mercados y he comprado los más finos perfumes”. En ese sentido no me es posible pedir más. Además, ha sido la clave de mi felicidad que nunca he deseado lo imposible.

Hace ya algunos años que navego por el Mar de los Setenta. He tenido la suerte de encontrarlo un mar tranquilo y he sido impulsado por una suave y persistente brisa. La travesía ha sido sorprendente por lo fructífera y amable. No solo el paisaje ha sido hermoso sino que los vientos de estas latitudes me han ayudado a pensar con más claridad (o, al menos, así lo creo). Ahora comprendo mejor a los demás, poseo más empatía, aprecio más los pequeños detalles, hasta me han llegado a gustar los niños y los perros, quienes podrán no hablar pero se fijan mucho.

El barco transporta pasajeros con quienes he desarrollado una manera directa y sencilla de relación. Cuando no quiero hablar guardo silencio. Cuando no estoy de acuerdo así lo digo, sin rudezas innecesarias. He dicho adiós a las posturas y las reemplazo con la actitud. En este Mar de los Setenta he entrado en contacto con viajeros serendipiticos, quienes me han ayudado de una manera generosa en mi viaje pués saben que no tengo nada material que ofrecer a cambio. Han sido, pués, amigos en la mejor acepción del término.

A veces, ya no con tanta frecuencia, recuerdo mis viajes por las imponentes cordilleras de los Veinte, por las montañas exóticas de los Treinta, por las colinas de los Cincuenta y por ese suave declive hacia el mar de Jorge Manrique que fueron los Sesenta. En cada región disfruté de encantos y de satisfacciones. Pero me contenta haberme despojado ya de los temores y angustias que sufrí ocasionalmente en aquellas regiones. Eran temores a decepcionar, a fracasar, a ver mi viaje trunco. Como decía Mark Twain, pasé años preocupándome de cosas que nunca sucedieron. En retrospectiva, aún lo malo que me sucedió tuvo giros benignos que luego serían beneficiosos para mi travesía.

Así como los temores ya no existen, la nostalgia tampoco. Veo hacia adelante, aunque me encuentro con alguna frecuencia con mis padres, hermana y amigos idos, en el mundo paralelo de los sueños.

Veo hacia adelante y veo un cielo azul. Creo en lo que decía Robert Browning y cantó Frank Sinatra mucho después: “The best is yet to come”…. Lo mejor está aun por venir.

Y que es lo mejor? Aunque ya no podrá ser un viaje a las estrellas o ver nuestro planeta Tierra libre de déspotas y de miseria, es hermoso sentarme con mi compañera de toda la vida, con un vaso lleno de Corton Charlomagne, preferiblemente de la Casa de Jules Regnier, a admirar la puesta del sol.

El viaje es hermoso. En el mar flotan trozos de maderas finas, flores de diversos colores y algunas pastillas de diuréticos que anuncian la cercanía de la Isla.

viernes, 23 de diciembre de 2011

El caso singular de Alfredo Toro Hardy

Alfredo Toro Hardy es un venezolano de gran valor intelectual. Graduado en Leyes en la Universidad Central de Venezuela en 1973, con estudios de post- grado en París y con una maestría en Leyes de la Universidad de Pennsylvania, Alfredo Toro Hardy ha tenido una educación que no desmerece frente a la de los énarques de la administración pública francesa (los graduados de la Escuela de Administración Pública de Francia).

Su carrera diplomática ha sido larga, de unos 20 años. Entre otras posiciones importantes se incluyen las siguientes:

· Director de la Academia de Diplomacia “Pedro Gual”, Ministerio de Relaciones Exteriores, durante la presidencia de Carlos Andrés Pérez y de Rafaél Caldera.

· Embajador en Brasil (1994–1997), durante la presidencia de Rafaél Caldera

· Embajador en Chile (1997-1999), Rafaél Caldera - Hugo Chávez

· Embajador en USA (1999-2001), Hugo Chávez

· Embajador en Inglaterra (2001-2007), Hugo Chávez

· Embajador en España (2007-2009), Hugo Chávez

· Embajador en Singapore (2009- ), Hugo Chávez.

Toro Hardy ha sido profesor invitado en Princeton y la Universidad de Brasilia y Profesor “on-line” en la Universidad de Barcelona (2005-2006). Es autor o co-autor de 29 libros y de numerosos artículos académicos. Es un apreciado columnista de El Universal.

Precisamente son sus columnas de El Universal las que me han llamado la atención desde hace algún tiempo. Están invariablemente muy bien escritas, muestran profundidad y tratan, preponderantemente sobre China y/o sobre los Estados Unidos, los dos gigantes de la geopolítica de nuestros tiempos. Toro Hardy cubre mucho terreno en sus escritos, analizando los aspectos económicos, culturales y, sobretodo, políticos, de la vida de esos países.

Y, entonces, que es lo que les encuentro de negativos? Hay dos aspectos: uno menor, procedimental, otro mayor, de principios.

El menor aspecto es procedimental.

Evidentemente ATH piensa que su posición de diplomático activo, representando un país que tiene estrechas relaciones comerciales con los Estados Unidos, es compatible con la publicación de artículos abiertamente críticos, cuando no acusatorios, del sistema político imperante en ese país. Por ejemplo, en El Universal, ATH dice lo siguiente:

Estados Unidos y la Toma de Decisiones
Alfredo Toro Hardy
El Universal,
Jueves, Diciembre 22, 2011.

“En un país caracterizado por la dispersión del poder político, como lo es Estados Unidos, la mejor manera de obtener representatividad política es a través de la confluencia de intereses diversos. Los llamados "triángulos de hierro" constituyen la mayor expresión de ese fenómeno pues allí se mezclan una agencia federal con poderes regulatorios, un comité o subcomité del Congreso y un grupo de presión. En dicho triángulo la agencia regula una determinada actividad económica, el comité congresional se encarga de aprobar los fondos y de supervisar la actividad de dicha agencia y el grupo de presión -que encarna a los intereses económicos regulados- financia las carreras de los legisladores que integran el comité. Allí todos le rascan la espalda al otro en una perfecta armonía de intereses creados.....”. Y agrega: “Desde luego dichos triángulos requieren de la opacidad para funcionar”.

No se trata de establecer la justeza o no de esta descripción del sistema político estadounidense, en la cual ATH pinta tal sistema como una confabulación de intereses tribales con agendas propias, casi anti- nacionales. Se trata de preguntarnos si un embajador de Venezuela debe hablar en estos términos de una nación con la cual nuestro país mantiene estrechas relaciones diplomáticas, culturales y, muy especialmente, comerciales. No sería exagerado afirmar que, sin el aporte de los Estados Unidos, Venezuela sufriría, en corto tiempo, un colapso económico total. Entonces, es preciso preguntarnos, como se justifica este ataque público de uno de nuestros embajadores a los Estados Unidos? No es ese tipo de postura, acaso, una razón poderosa para que se acentúe el distanciamiento de Venezuela con los Estados Unidos? No es esta actitud de Toro Hardy la opuesta a lo que debería ser una labor de buscar entendimiento y mejores relaciones de Venezuela con países que son importantes para nuestro país?

En la enloquecida Venezuela de nuestro tiempo Alfredo Toro Hardy pudiera argumentar que lo que él dice en su artículo es pálido al compararlo con lo que Chávez le acaba de decir a Obama o lo que le acaba de decir al Congreso del Paraguay. En efecto, Chávez ha insultado a Obama, como insultó a Bush y a Condoleeza Rice. En términos igualmente duros se ha referido a los congresistas Paraguayos quienes se oponen a la entrada de Venezuela en Mercosur. Sin embargo, Chávez tiene una posición política por la cual paga un alto precio en términos de credibilidad y respeto internacional. Chávez dice y hace mucho que es francamente inaceptable en el mundo de las relaciones con otros países, pero ello es muy diferente a lo que un embajador profesional debería hacer. Los embajadores deben tratar de remendar el maltrecho capote de nuestra diplomacia, no contribuír a hacerlo jirones.

El mayor aspecto es de principios

La crítica hecha por ATH en sus escritos para El Universal al sistema político y económico de los Estados Unidos contrasta abiertamente con su silencio total frente a las desviaciones autoritarias y el abuso de poder de Hugo Chávez durante 14 años. La violación de los derechos humanos en Venezuela, la condena del régimen por estas violaciones hechas por organizaciones internacionales como el CIDH, Comisión Interamericana de Derechos Humanos de la OEA, el alineamiento de Hugo Chávez con las dictaduras forajidas del planeta, todo ello camina en la dirección opuesta a la formación del embajador Toro Hardy, quien es un claro producto de la cultura occidental y de sus valores democráticos y liberales. ATH ha guardado silencio, lo cual equivale a aceptación, frente al acoso contra la disidencia política venezolana, frente a las transacciones financieras irregulares hechas con China, frente al trágico deterioro y hasta colapso de la economía venezolana causado por la ineptitud e improvisación del tren gubernamental armado por Chávez.

Este silencio de ATH sobre la tragedia que se desarrolla en nuestro país y su crítica sostenida a un país que relativamente exhibe mejores niveles de gobernabilidad y de libertades que el nuestro parecen representar un caso extremo de ver la astilla en el ojo ajeno pero no la viga en el propio.

Este es un caso singular

Por ello singularizamos este caso de ATH. No lo conocemos, no tenemos nada en su contra en el plano personal, pero si en contra de lo que parece ser una posición contraria a su formación académica, humanista e intelectual. En anteriores ocasiones nos preguntábamos la razón por la cual ATH permanecía subordinado a un régimen y una política internacional manejada por gente como Nicolás Maduro y Hugo Chávez. Nos hacemos de nuevo la misma pregunta y, francamente, no encontramos respuesta. El otro caso que pudiera ser singularizado, el de Roy Chaderton, es más claro y hasta más respetable. Chaderton está pasado con armas y bagajes a la causa del déspota y así lo confiesa abiertamente, en actitud desafiante y posturas musolínicas.

En muchos sentidos la posición de estos dos embajadores simboliza el desplome moral de una buena parte de la sociedad venezolana de estos tiempos, fenómeno que se repite en nuestra historia cada vez que un nuevo dictador, llámese Páez, Guzmán, Castro,  Gómez , Pérez Jiménez  o Chávez, asume el poder.

jueves, 22 de diciembre de 2011

Un hampón internacional trata de entrar a Mercosur a golpe y porrazo




La oposición a Hugo Chávez es aún vista por muchos compatriotas como una decisión política. Dicen: Me opongo a Chávez porque es socialista/comunista y yo combato esa ideología. O, me opongo a Chávez porque es ineficiente como administrador de nuestros activos nacionales. Pocos dicen: Me opongo a Chávez por razones éticas, porque es inadmisible co-existir pacificamente con un hampón.

Sin embargo, esta última actitud es la fundamental. Uno puede adversar un administrador ineficiente o un ideólogo obsoleto, pero debe rechazar de plano, sin vacilaciones de ningún tipo, a quien está totalmente incorporado al mundo hamponil.

Quienes son los amigos de Hugo Chávez, los que él reconoce y de quienes se enorgullece?. Son, entre otros: el dictador y asesino Cubano Fidel Castro, el violador Nicaraguense Daniél Ortega, el fallecido déspota Libio Muammar Gadaffi, el también recién muerto sátrapa de Corea del Norte Kim Il Sung, el tambaleante dictador Sirio Assad , el genocida del Sudán, OmaAl-Bashir, el decrépito carnicero de Zimbabue Robert Mugabe, los terroristas de las FARC Colombianas dados de baja Manuél Marulanda, Raúl Reyes y Alfonso Cano, el ridículo caudillo Lukashenka de Bielorrusia y el terrorista sentenciado a cadena perpetua Carlos Illich Ramírez.

No se trata de que Chávez se abstenga de criticar a esa fauna trágica, o calle ante los desmanes de esa pandilla. Se trata de que los alienta, de que los ha elogiado publicamente, que se congratula de ser su amigo, hasta llamándolos hermanos.

Ante esta evidencia, como seguimos pensando que estamos en una contienda electoral normal en Venezuela? Que solo se trata de elegir democraticamente entre dos candidatos presidenciales quienes poseen una similar conducta democrática y ética de alto nivel? Que espejismo o que hipnosis colectiva ha permitido que los venezolanos veamos en Hugo Chávez, después de estos últimos catorce años de pesadilla, a una persona de cualidades morales normales y aceptables?

Como explicarnos que los presidentes de Brasil, de Argentina y de Uruguay presionen para que el régimen de este hampón pueda ingresar a Mercosur, en violación de reglas y tratados expresos que hacen este ingreso ética y legalmente imposible? Que mosca puede haber picado a Roussef o a Mujica (no nos extraña la actitud de la Kirchner), para que planteén el rompimiento de los valores y principios que rigen a Mercosur, a fin de hacer posible la aparición del paquidermo en la cristalería?
Afortunadamente, allí estaba Paraguay para darle a los "grandes" una lección moral, de entereza y dignidad.

martes, 20 de diciembre de 2011

Chávez interviene groseramente en los asuntos internos de Paraguay

Un hipócrita despreciable, trata de prostituir todo lo que toca


En una información de la agencia EFE el dictador venezolano Hugo Chávez aparece interviniendo de manera grosera, como paquidermo en una cristalería, en los asuntos de exclusiva decisión de los Paraguayos. Este malandro, cómplice y amigo de terroristas, viudo de Gadaffi, de Kim Jong Il y de Marulanda, llegó a Uruguay atropellando. Dijo lo siguiente:
“… un grupo pequeño de legisladores paraguayos manejados por una “poderosa mano negra” impide el ingreso de [mi] país al Mercosur.
Dice:
“Esas personas que se oponen al ingreso de Venezuela al Mercosur… son cinco aproximadamente… yo no sé si son conscientes del daño que le están haciendo a Venezuela y al pueblo paraguayo mismo”, manifestó Chávez durante su extensa alocución en la XLII Cumbre del Mercosur que se lleva a cabo en Montevideo, Uruguay. Cinco personas que no quieren pues, detrás de ellos tiene que haber una mano poderosa que no quiere pues (sic).....  Es necesario que el Mercosur llegue al Caribe, no entiendo cómo un grupo tan pequeño de gente logra que Venezuela no ingresa al Mercosur. Estoy seguro de que contamos con el apoyo del pueblo paraguayo”, manifestó el Mandatario venezolano a tiempo de indicar que se tiene que “apurar esta marcha” .

Este malandro pretende estigmatizar a quienes se oponen a la entrada de su régimen al Mercosur debido a que, simplemente, no llena los requisitos básicos para pertenecer a esta organización. Se trata de que el comportamiento autoritario y dictatorial del régimen chavista lo hace inelegible para pertenecer a esa organización. Todo intento de meter a Chávez a juro a Mercosur estaría viciado y sería violatorio de las normas de la institución.

Deseamos desde aquí, desde la Venezuela democrática y digna, rendir homenaje a quienes en Paraguay mantienen an alto los principios, a pesar de la obscena avalancha de presiones y ofertas de dinero que los malandros de Chávez les han llevado. Esta es una batalla de principios.
Chávez no debe ponerle las pezuñas  a Mercosur.

La silla de ruedas de mi padre: un relato para la navidad



Vine a conocer la silla de ruedas con la enfermedad de mi padre, quien después de sufrir un accidente cerebrovascular quedó imposibilitado de caminar y muy limitado para valerse por si mismo. En nuestra casa teníamos terreno suficiente y construímos rapidamente un anexo, un mini-apartamento para él y mi madre. Allí vivieron hasta su muerte, primero mi madre, en 1972, y luego mi padre, en 1982. Después de la muerte de mi madre nos encargamos casi totalmente de mi padre, quien pasaba breves períodos de tiempo en casa de mi única hermana.

La silla de ruedas se convirtió en una herramienta indispensable. Para hacer la cama en las mañanas era necesario pasar a mi padre a la silla de ruedas. Aprovechábamos esa circunstancia para pasearlo un rato. Nuestra casa estaba en el tope de una colina y la calle eran empinada. Mi padre siempre se sentía un tanto nervioso de que yo lo paseara por allí y lo dejara ir colina abajo. Me advertía constantemente en su media lengua que tuviera mucho cuidado.

Una de las características de mi padre siempre fue su apego a la vida. Ello le permitió sobrevivir a dos accidentes cerebrovasculares, más no al tercero. Aún así vivió por diez años después del primer ataque, aunque fue perdiendo con los años muchas de sus facultades motoras y de expresión residuales. Mi madre, en cambio, se entregó totalmente a cuidarlo y ello la llevó a una muerte rápida que fue, casi, un suicidio.

Recuerdo que en una ocasión noté a mi padre especialmente triste y le pregunté que le pasaba, si tenía algún dolor. Negó con la cabeza y me dijo, en su idioma muy particular, de monosílabos, que estaba preocupado porque no sabía quien lo iba a cuidar después que yo muriera. Su respuesta me llenó de una admiración mezclada con indignación. Y así le dije: “No te preocupes, viejo del carajo, que yo te voy a enterrar”, lo cual le hizo reír con deleite.

Me convertí en un experto en el manejo de la silla de ruedas. Meterla en la maleta del auto, sacarla, abrirla y ponerle los frenos antes de hacer que mi padre se sentara en ella, maniobrarla a través de estrechas puertas, pasar al paciente de la cama a la silla, entrar y salir de un ascensor, hacerle mantenimiento, todo ello requirió de un proceso de aprendizaje. Por diez años la silla de ruedas fue una contínua presencia en nuestro hogar. Fueron diez años muy duros para nuestra familia. Nuestra vida social se limitó grandemente porque en los fines de semana, cundo no teníamos enfermera o asistente, yo debía bañarlo, debíamos darle de comer, sacarlo a pasear, cambiarlo cuando era necesario y estar atento a que me llamara, agitando su campanita en la mitad de la noche porque tenía necesidad de mi ayuda. Fueron años duros los cuales, sin embargo, tuvieron la virtud de unificarnos espiritualmente como familia. Nuestra hija menor era experta en conversar con él cuando ya nosotros no le entendíamos. Tendría unos diez años y la llamábamos cuando no podíamos adivinar lo que quería. Ella venía, hablaba con él y nos decía: “No ven que lo que quiere es un vaso de jugo de naranja?”, o algo así. Una de las miserias de la invalidez de mi padre es que a veces tenía una picazón an alguna parte del cuerpo y no podía hacer nada para rascarse. Éramos nosotros quienes debíamos ayudarlo. Debíamos estar atentos a las ulceraciones causadas por estar en cama durante tanto tiempo, había que rotarlo de posición cada cierto tiempo y aplicarle cremas. Nunca se quejó, nunca se amargó, siempre enfrentó su calvario con una sonrisa.

En algunas ocasiones llegué a desear que muriera. Ello me producía grandes sentimientos de culpa, hasta el punto de hablar con un psicólogo, quien me tranquilizó en este aspecto. Me dijo que así como los soldados sufren en ocasiones de fatiga de combate, ello también ocurría en el plano familiar, enfrentado como estaba con lo que era un combate de día a día contra la adversidad. Mi padre lloraba cuando yo lo cargaba para meterlo al baño y yo le respondía que él me había cargado mucho cuando yo era un niño y que ahora me tocaba a mí cargarlo a él. Esto le hacía sonreír a través de sus lágrimas.

Hace ya muchos años que mi padre murió. El día que lo enterramos regalé la silla de ruedas a una institución benéfica y me dije: “No quiero tocar una silla de ruedas nunca más en la vida”.

Hace dos años, a fin de pagar una deuda de gratitud con un hospital de Virginia, donde fuimos maravillosamente bien atendidos en una emergencia, ingresé a su cuerpo de voluntarios. Todas las semanas le dedico algunas horas a prestar mis servicios en ese maravilloso hospital.

Mi tarea fundamental? Transportar pacientes desde sus habitaciones al lugar donde le harán exámenes o al vehículo, cuando son dados de alta y se van de regreso a casa. Como lo hago? Los llevo en una silla de ruedas.

He sido my felicitado por mi destreza en el manejo de la silla. “Que rápido aprendistes”, me dicen en el hospital.

Y yo sonrío, pensando en mi padre. Con frecuencia me parece verlo en algun paciente de su edad y aspecto general, mientras los conduzco de un sitio a otro. Y también con frecuencia ese paciente me sonríe y me dice que yo lo trato de una manera muy especial.


El niño es el padre del hombre, decía William Wordsworth
Felices navidades para todos!

lunes, 19 de diciembre de 2011

Importante atículo de Erick Ekvall sobre el sistema electoral venezolano

Transcribimos en nuestro blog un importante artículo de Erick Ekvall sobre el Consejo Nacional Electoral venezolano, sobre su falta de confiabilidad y la actitud de la oposición frente a esta situación. No es necesario suscribir 100 por ciento lo dicho por Ekvall para darnos cuenta de que lo que plantea es de la mayor importncia y gravedad para nuestro país. Es un artículo elegantemente escrito, bien documentado, con algunos adjetivos con los cuales no estamos de acuerdo pero que no restan importancia al planteamineto. Sus preguntas al final son fundamentales y deben ser hechas por la oposición organizada a CNE y el régimen chavista, antes de que sea demasiado tarde. Hace unos días un prominente pre-candidato de la oposición, Pablo Pérez, declaró sin que se lo estuvieran preguntando: “Yo si creo en el CNE”. Será que Pablo Pérez recibió ya las respuestas a las preguntas que hace Ekvall? Si es así, por qué no las comparte con el resto de los venezolanos? Si no las ha recibido, está firmando un cheque en blanco a una institución que ha violado claramente varias disposiciones legales.

Este es el artículo de Ekvall:

EL TABÚ:
Los pre-candidatos de la oposición están entrando en la recta final de la pre-campaña. Ahora abundan las ofertas, las promesas y los más detallados y generosos programas sociales, todos orientados a atraer a un público cada día más desganado. No sólo está harto de Chávez y de su cínica politiquería, sino harto también de la cada vez más irreal y populista campaña de la oposición. Si uno desconociera la cruda realidad del país, pareciera que esta campaña electoral transcurre en un país digamos excesivamente normal. Pero no es el caso. Vivimos en dictadura. Una dictadura a la vez brutal y represiva para quienes se atreven a oponerse de frente a ella, o que se encuentran en el lugar equivocado en el momento equivocado (como bien ilustra el caso del Comisario Henry Vivas, preso político desde hace siete años, desfalleciendo poco a poco en un calabozo del SEBIN), y a la vez muy sofisticada, casi invisible, en el sentido que la creciente represión no está percibida como tal por todos….

Los partidos de la MUD y los medios de comunicación llamados independientes (y ninguno de ellos, ni los partidos ni los medios, puede calificarse hoy de independiente frente al poder omnímodo del aparato gubernamental) promueven una ficción que consiste en hacerle creer a la ciudadanía que la oposición es mayoría, que iremos todos a votar el 7 de octubre, que de ahí, con suficientes votos, el candidato de la oposición podrá derrocar el candidato de gobierno, y que el camino hacia una transición democrática y pacífica está allanado.

Esta versión, sin embargo, tiene algo de verdad. Quienes se oponen a la dictadura de Chávez son mayoría, y son mayoría desde hace muchos años, por lo menos desde el 2004, cuando Chávez fue efectivamente derrotado en las urnas, según se deprende de un estudio científico avalado en 2006 por los rectores de la más prestigiosa publicación académica a nivel mundial en materia de estadística, la International Statistical Review(http://bit.ly/gFZela ).

Pero ser mayoría no garantiza en absoluto que ésta se traduzca en votos que serán tabulados por el CNE, como tristemente aprendimos hace siete años. Ya en ese entonces más de la mitad de los venezolanos estaba convencida de que el gobierno había cometido fraude para mantenerse en el poder (http://zogby.com/news/2004/12/14/venezuelans-see-their-country-as-unstable-and-risky-for-foreign-investors/ ), pero el omnímodo poder de la máquina propagandística del gobierno, aunado a una postura complaciente (algunos dirán colaboracionista) de prominentes voceros y dirigentes de la oposición, logró descalificar a los pocos políticos y voces de la oposición que se atrevieron a cuestionar los resultados oficiales. Así, el gobierno logró sofocar la protesta ciudadanía que estaba a punto de tomar la calle.

Siete años después, la situación ha empeorado. Aunque las conclusiones de reconocidos académicos con prestigio internacional que han estudiado a fondo los resultados electorales del 2004 coinciden en calificar de fraudulentos los resultados oficiales de ese año (http://www.imstat.org/sts/future_papers.html), ningún medio de comunicación resalta sus informes, y con la excepción de un par de pre-candidatos (que no gozan precisamente de la aprobación de los caciques de la MUD) que se atreven a denunciar el fraude que se nos avecina, el estamento político opositor está mudo.

Los principales partidos de la oposición constituyen hoy un cartel hegemónico. Sus portavoces y los candidatos, con pocas excepciones, emiten a diario insípidas e inocuas declaraciones de principios y tibias críticas al gobierno, cuyo propósito fundamental parece ser pasar agachados y no ofender al gobierno que los oprime (¿o los mantiene?), en lugar de ganar elecciones. Al escuchar el discurso de los más prominentes candidatos, los que copan la atención de los medios, uno tiene que hacer esfuerzos para recordar que ellos representan supuestamente una vigorosa oposición a esta dictadura populista, y no un chavismo sin Chávez.

Dentro de este contexto alarmante llama poderosamente la atención la falta total de interés que tienen los dirigentes de la MUD en alertar sobre el fraude, exigir condiciones electorales medianamente transparentes, y preparar a la ciudadanía para impugnar los resultados del 7 de octubre, que darán sin lugar a dudas la victoria al candidato del gobierno, sea quien sea.

La razón que con más frecuencia se baraja para justificar este silencio cómplice es que si le habláramos sinceramente al país de la realidad del fraude, los ciudadanos se abstendrían de votar, creyendo que el partido está perdido de antemano. Las implicaciones de esta postura, adoptada unánimemente por la MUD y los medios de comunicación todavía considerados independientes – es decir, por todas las voces que nos hablan desde una perspectiva supuestamente oposicionista – son sencillamente espantosas.

Primero, implica que los votantes no saben que el gobierno ha recurrido al fraude, y no creen que el gobierno seguirá cometiendo fraude a fin de mantenerse en el poder. Ya la encuesta Zogby, citada arriba, desmonta esta falacia. Hace cuatro meses, El Nacional preguntó a sus lectores en una encuesta en línea: “¿Piensa que hay posibilidades de fraude en las próximas elecciones presidenciales en Venezuela?” El 27% opinó que era imposible, el 6% respondió que era poco probable, el 18% opinó que era posible, y el 50% dijo que estaba seguro que el gobierno cometerá fraude en 2012.

Es curioso, e inquietante, notar que ninguna empresa encuestadora local se ha interesado en indagar sobre el tema. Pregunté por qué a un connotado encuestador y lo único que pudo decirme era que ningún cliente había pedido que investigara sobre el tema. ¿Será que nadie quiere saber? ¿Simple falta de curiosidad, o complicidad pasiva con el régimen? Lo que sí se puede afirmar es que el pueblo venezolano es mucho más despierto y consciente de lo que pasa en el país de lo que creen las élites. Estas parecen haber olvidado la regla de oro del famoso asesor político, Joseph Napolitan, cuando afirmó que el más gran error que puede cometer un político es creer que el público es bruto.

Así que, según los señores de la MUD y buena parte de los medios de comunicación, las élites políticas que quieren protegernos de la cruda realidad del país, hablar claro al pueblo sobre la realidad del fraude y de cómo combatirlo equivale a incrementar la abstención. Según esta lógica, en la que la verdad es tabú, las autoridades civiles y empresarios turísticos de un balneario deberían callar si saben que hay tiburones en las aguas costeras… ¡porque hablar del peligro espantaría a los bañistas!

Muchos observadores han concluido que esta lógica es absurda y hasta contraproducente. Y la existencia de los votantes independientes, los mal llamados Ni-Ni, es prueba de ello. Antes del 2004 la categoría de Ni-Ni no existía. Fue creciendo después de referéndum revocatorio, y alcanzó entre 30% y 50% de la población votante a partir del 2005, cuando una revuelta popular en contra del intento del régimen de utilizar máquinas capta-huellas en las elecciones parlamentarias ocasionó espontáneamente un movimiento abstencionista cuyo propósito era doble: mandar un mensaje a los partidos de oposición, que con la mayor complacencia habían aceptado la imposición de estas máquinas, y quitarle legitimidad al gobierno y a la votación.

La respuesta de los partidos y de ciertos autoproclamados voceros de la oposición no se hizo esperar. Culparon a “la derecha radical” de haber entregado en bandeja de plata la Asamblea Nacional al chavismo y ridiculizaron lo que era en realidad una auténtica y espontánea manifestación de desobediencia civil. La brutal arremetida político-mediática contra esta espontánea iniciativa ciudadana tuvo como propósito recordar a la sociedad civil que los partidos políticos y sus aliados en los medios de comunicación no tolerarían que la sociedad civil decidiera su propio destino, y que la política es, y siempre será, provincia exclusiva de los políticos de oficio.

Pero también tuvo un efecto inesperado: despertó la sospecha en muchos de que cierto sector de la oposición estaba haciéndole el juego al chavismo, ya que lo que más anhela Hugo Chávez es una legitimidad político-electoral bien blindada.

Así nace el Ni-Ni. Es férreamente anti-chavista y votaría por un auténtico candidato independiente que no estuviera contaminado por los partidos políticos tradicionales (y a estas alturas, PJ es tan tradicional como Copei, y UNT tan tradicional como AD), ya que sabe que no puede estar seguro que estos partidos representarán sus legítimos intereses.

En fin, a diez meses de las elecciones presidenciales, la MUD y sus partidos no parecen estar dispuestos a exigir del CNE las más básicas condiciones electorales que, de cumplirse las más elementales, ayudarían a devolverle cierta confianza a la gran mayoría de los votantes en cuanto a que su voto sea respetado.

PREGUNTAS SIN RESPUESTA

1. Directiva Imparcial

¿Por qué no se cumple lo establecido en la Constitución y tenemos directivos del CNE que han sido miembros del partido de gobierno, o altos funcionarios del gobierno?

2. Reapertura de la Fiscalía de Cedulación

¿Por qué no existe un mecanismo de fiscalización controlado por la oposición, para la revisión continua de los electores inscritos en el REP, tal como existió hasta 2002, y tal como lo exigió el Centro Carter?

3. Auditoría independiente del REP

¿Por qué no se ha hecho una auditoría externa del REP, verificando los inscritos en el REP contra sus partidas de nacimiento o actas de nacionalización, y por qué cuando CAPEL hizo su auditoría el CNE no pudo entregar las 12.820 partidas de nacimiento o actas de nacionalización solicitadas reiteradamente por CAPEL?

4. Eliminar capta-huellas

¿Cómo explicar a los electores de manera convincente que la capta-huellas conectada a la máquina de votación, no tiene la capacidad de identificar al elector? ¿No es acaso esa su función?

5. Invitar Observadores Internacionales

Si el proceso electoral Venezolano se considera entre los más avanzados del mundo ¿por qué el CNE no permite Misiones de Observación por parte de los organismos internacionalmente reconocidos en la materia, tales como la OEA y la UE?

Y si es electoral un sistema automatizado que amerita complejas y variadas revisiones ¿por qué no se permite su verificación anticipada por parte de Misiones de Observación?

6. Selección pública y transparente de miembros de mesa, coordinadores de centro y operadores de máquina

¿Por qué motivo no se hace una selección pública y transparente de este personal clave del proceso comicial?

7. Auditorias de las mesas vs. actas impresas y mesas cerradas

¿Por qué no se escanean y publican las actas de escrutinio y las actas de todas las auditorías?

8. Suspender, so pena de inhabilitación, el ventajismo comunicacional del candidato oficial

¿Por qué ha sido y sigue siendo incapaz el CNE de cumplir su deber constitucional en esta materia? ¿Cómo sabemos entonces que cumplirá en las otras?

9. Sacar a la milicia del proceso

¿Por qué el CNE permite la presencia de la Milicia en el proceso de votación, si se trata de civiles uniformados y armados de la misma ideología que el gobierno y que no forman parte de las Fuerzas Armadas reconocidas por la Constitución?

Hasta que la MUD , los partidos políticos y sus candidatos no cumplan con defender los intereses de la sociedad civil – los cuales no son necesariamente los intereses de los partidos, que cada día negocian sus votos a espaldas del público – nadie debería sorprenderse de que exista una creciente desconfianza hacia el estamento político.

Si miraran la realidad de frente, sin tapujos, y defendieran la transparencia del voto, los partidos y sus candidatos, lejos de aumentar la abstención, empezarían a reivindicarse y recuperar su credibilidad frente a un país cada día más cínico y desesperado.

Para los escépticos que opinan, con razón, que el CNE nunca adoptará este conjunto de medidas (ya que esto produciría sin duda la derrota electoral de Chávez), y que la MUD sólo haría el ridículo pidiendo y pidiendo algo que nunca se cumplirá, la respuesta es muy sencilla. Al adoptar una postura firmemente unida frente al CNE, la MUD demostraría que toma en serio la amenaza del fraude. Y al rechazar las exigencias de la MUD, el gobierno se quitaría la careta de una vez por todas y el CNE quedaría identificado como lo que es de verdad: un ministerio más de la dictadura, cuyo objetivo es garantizarle a Chávez todas las victorias electorales que él quiera.

Quienes quieren de verdad ver un profundo cambio democrático en Venezuela y nunca estarán satisfechos con sólo ver un cambio de gobierno – con los mismos poderes detrás del trono - deben exigir a la MUD que hable claro al país: que reconozca que la realidad electoral actual no es más que una vulgar pantomima y que el fraude es una realidad que nos acecha desde el 2004. Deben exigir a la MUD, en consecuencia, que se ponga los pantalones y conforme un frente unido para exigir al CNE que deje de jugar con dados cargados. Son seis candidatos que pueden levantar juntos una fuerte voz de protesta. Dos ya están claros, y se atreven a hablar del tema. ¿Y los demás?

Señoras y Señores, las cartas están sobre la mesa: les toca a ustedes pronunciarse.

E.E.

Se murió el déspota



Leemos la noticia:
El máximo líder norcoreano, Kim Jong-Il, falleció el sábado de un ataque cardíaco y su hijo Kim Jong-Un fue designado para sucederle, anunciaron el lunes los medios oficiales de este hermético y paupérrimo país que posee el arma nuclear. Kim Jong-Il, de 69 años (o 70, según otras fuentes), falleció el sábado 17 de diciembre a las 08H30 (23H30 GMT del viernes), anunció entre sollozos (de júbilo?) una presentadora del canal de la televisión estatal.

La verdad es que en Corea del Norte la muerte de un déspota no significa nada, pués de inmediato es reemplazado por otro. Allá funciona una monarquía despótica. En otros países como Libia y Siria, donde también existían o existen aún monarquías impuestas por la fuerza, se han requerido actos de violencia para terminarlas o ponerlas en jaque.

En América Latina hay algunos pálidos imitadores de estas monarquías despóticas. Hugo Chávez encabeza la lista de quienes aspiran a mantenerse en el poder indefinidamente. Lo siguen Rafaél Correa de Ecuador, Evo Morales en Bolivia y Daniél Ortega en Nicaragua. Ninguno de ellos, sin embargo, ha tenido tiempo de definir una clara sucesión en caso de muerte. Correa está muy jóven todavía. Morales no baila pegado. Ortega pretende ser reemplazado por su mujer cuando le llegue la hora. La mujer, la madre de la joven que el violaba, es una cuaima peor que el.

El más complicado es Chávez. Sufre de un cáncer que, según múltiples informes, es muy agresivo y le amenaza con la muerte a corto plazo. Y la verdad es que el déspota se ve mál y progresivamente inefectivo, confrontado con el enorme esfuerzo que requerirá una campaña presidencia de casi un año. No tiene vástagos ni remotamente preparados para tratar de llenar su vacío. Su hermano Adán es como un lienzo de Reverón, evanescente. Su delfín Maduro pasó de un solo envión a podrido. Enfermo, acosado por la codicia de sus “colaboradores”, enfrentado a una tarea doble de presidente de un país en caos y de candidato semi-abandonado por sus aliados, Chávez parece estar jaque mate o, al menos, en jaque perpetuo. La gran potencia que el quiso eliminar de la faz de la Tierra, los Estados Unidos, se limita a observar su progresiva disolución, en silencio impasible, como quien ve morir un viajero perdido en el desierto.

Las monarquías despóticas han tenido un pésimo año: Mubarak, Gadaffi, Kim Jong-Il, Assad, Chávez, han sido o están siendo empujados fuera del escenario. Ya son o casi son objetos para la historia. El déspota ha muerto.  Viva la democracia.

viernes, 16 de diciembre de 2011

Bolívar, la bandera y el gran complejo de inferioridad




Que nos pasa a los venezolanos con los símbolos y los héroes patrios? No hay plaza, programa de becas, avenida, aeropuerto o cátedra universitaria en la provincia o en el exterior que no se llame Simón Bolívar. La república ha sido re-bautizada como república bolivariana. Los afiches, las pintas callejeras, las obras pictóricas de los artistas de la Guardia Nacional estacionados en San Cristóbal, todos manejan la imágen de Bolívar, preferiblemente al lado de la de Esteban.

Los visitantes que llegan a Venezuela, especialmente aquellos quienes vienen a pedir dinero, los Kirchner, Correa, Morales u Ortegas, o quienes vienen a vendernos baratijas como los rusos y los chinos, lanzan el nombre de Bolívar al aire tan pronto se abre la puerta del avión que los trae. Bolívar, Bolívar!! Y Bolívar, el héroe, como la moneda, ambos mál utilizados, se devalúan rapidamente.

La bandera recibe un tratamiento aún más exagerado, grotesco, no apto para diabéticos. Dudamel anda por todo el planeta envuelto en una busaca tricolor y sus excelentes músicos jóvenes no pueden tocar el Mambo de Leonard Bernstein (un compositor Estadounidense) o el Danzón de Arturo Márquez ( un compositor Mexicano), sin embusacarse en la bandera nacional. Hugo Chávez lanzaba primeras bolas en los estadios de beisból envuelto en una busaca tricolor. El pitecantropus semi erectus que funge de presidente de la Asamblea Nacional no tiene otra mejor idea que regalarle al funcionario chino que lo invitó a Beijing una hamaca hecha con…. nuestra bandera, para que el funcionario oriental duerma su siesta con el fundillo arrullado por las ocho estrellas. Hasta un pre-candidato de la oposición se embusaca en la bandera nacional para asistir a importantes actos públicos.

Que significa esto? Que motiva este abuso? Cual es la razón para estas demostraciones hiper-patrióticas que no se ven en ningún otro país, al menos con la asiduidad y la insistencia que se ven en el nuestro? La razón aparente es mostrar que somos el país más nacionalista del hemisferio, o del planeta Tierra. Mostrar nuestro orgullo por ser venezolanos. Por haber nacido en la tierra de Bolívar, aunque ello haya sido un accidente, como nacer con bellos ojos o con un solo brazo. Esa muestra de orgullo desmesurado que anima a mis compatriotas es algo que no he visto en otros países, tan merecedores de orgullo patrio como el nuestro. La exhibición de amor y de orgullo que hacemos por nuestra patria no tiene parangón, excede en mucho hasta la proverbial arrogancia argentina.

Al ver estas actitudes es preciso preguntarnos, primero, si tiene justificación. Y segundo, si acaso la tuviera, si acaso deberíamos hacer un show de ostentación como el que hacemos?

Veamos, en primer lugar, cual es su justificación?

Cuantos premios Nobel tenemos? Cuantas medallas de oro olímpicas? Cuantas de nuestras universidades están entre las primeras del mundo? Somos un país líder en honestidad administrativa? Somos una nación de hospitales mundialmente reconocidos? Somos un país reconocido por su honestidad colectiva, según las mediciones de Transparencia Internacional? Es que no hay niños abandonados en las calles o indígenas pidiendo limosna en las avenidas? Cuantas patentes de invención producimos al año?

En esos y otros rubros es poco o nada lo que podemos mostrar. Pero, si acaso los tuviéramos, sería justificada la ostentación que mostramos hoy? La respuesta es sencilla. Si tuuviéramos esos logros no existiría la ostentación. La ostentación que mostramos se debe, esencialmente, a que no tenemos nada sólido de lo cual enorgullecernos. Y deseamos reemplazar la carencia de logros como sociedad con la cursi ostentación.

El término utilizado por los psicólogos para esta actitud es compensación. Tratamos de compensar por nuestras agudas carencias. Lo que tenemos es un trágico complejo de inferioridad como pueblo. De ese foso hay que salir.

Nadie personifica mejor este complejo de inferioridad que Hugo Chávez, el actual presidente. Este hombre vive del pasado y ya el pasado no le dá para más. Que guía para la Venezuela moderna puede ser Ezequiél Zamora? Nuestro presidente actual vive del resentimiento en contra de los países más adelantados, en lugar de tratar de emularlos. Se alinea con otros perdedores del planeta para tratar de igualar al mundo hacia abajo. 

Esta condición acomplejada, resentida, pequeña y mezquina es la verdadera enemiga del venezolano. Y eso es lo que tenemos que vencer, sin tanta busaca cursi, sin tanta pomposidad inutil.

Un nuevo "galardón" para la Venezuela chavista

http://www.gfintegrity.org/
El Global Financial Integrity,  organismo basado en Washington, ha publicado su Informe sobre Flujos Ilícitos de Dinero, por países. Los nueve países con los mayores flujos de dinero ilícito en el período 2000-2009 se muestran de seguidas:


Flujos en dólares                                                
                                                                             
China: $2.74 trillones                                                              

Russia: $504 billones                                                              

Mexico: $501 billones                                                             

Saudi Arabia: $380 billones                                                      

Malaysia: $350 billones                                                            

United Arab Emirates: $296 billones                                         

Kuwait: $271 billones                                                               

Nigeria: $182 billones                                                              

Venezuela: $179 billones                                                          


Nota: un trillón en Inglés es 1.000.000.000.000
         un billón en Inglés es 1.000.000.000.
Las vías más comunes para estos flujos ilícitos incluyen los sobre-precios en los intercambios comerciales, los sobornos, las comisiones ilícitas y la corrupción  gubernamental. La relación entre exportaciones de petróleo y flujos ilícitos es muy fuerte, ya que de los países arriba citado solo China no es un exportador neto de petróleo. La otra correlación fuerte es que, casi sin excepción (México?) , los gobiernos de esos países son muy corruptos y/o autocráticos. La correlación con el Indice de percepción de la Corrupción de Transparencia Internacional no es muy fuerte, ya que los Emiratos Árabes tienen una posición bastante buena en ese índice pero ocupan el sexto lugar de los países con mayores flujos ilícitos de dinero. Venezuela, por el contrario, muestra el mayor índice de corrupción de los nueve países.

Cuento de navidad, 2011 por Luis A. Pacheco

Este cuento de Luis A. Pacheco, quien vive fuera de su patria, habla de sentimientos que todos los venezolanos, adentro y afuera, sienten en esta época. Como dicen los protagonistas del cuento: Feliz navidad, hermano.

http://elrecadero.blogspot.com/2011/12/cuento-de-navidad-2011-sin-rencor-ahora.html




                                             Cuento de Navidad, 2011

“Sin rencor ahora te digo, que lo nuestro ha
terminado, que este bello amor sagrado para mi, no
tendrá olvido, estoy donde solamente, tu y yo
somos los testigos, cuando tu cuerpo y el mío, en
su piel tierno amorío, se unieron ardientemente.”
                                     Sin Rencor. Abdénago “Neguito” Borjas



El silencio estruendoso que hace una casa cuando todo deja de funcionar, le anunció a Betulio que la electricidad se había ido otra vez. Ya se había empezado a acostumbrar a las ya no tan inesperadas carencias, pero francamente, que se fuera la luz la noche de Nochebuena no era el mejor de los augurios. Betulio maldecía entre dientes, se imaginaba que la hallacas, que con tantadificultad había conseguido intercambiando favores en el pueblo de Lagunillas, corrían el riesgo de pudrirse en la ahora inerme nevera.
Trató de pensar en positivo, después de todo Campo Rojo era un campo petrolero, y aunque lejos habían quedado los tiempos cuando la compañía se ocupaba de todo, desde el mantenimiento de las alcantarillas hasta cambiar los bombillos de las casas, todavía confiaba en que su amigo Jonás, de la superintendencia de mantenimiento, se estuviera ocupando de restablecer la electricidad. Vaya que Noche.
Betulio salió al porche de la casa que hace ya décadas habían construido los holandeses, se sentó en la vieja mecedora que había sido de su padre y miró al cielo estrellado que lo acompañaba desde su niñez. Estaba solo, Miriam y los niños habían ido a visitar a su hermana en Campo Florida; resignado se balancea en el desgastado mimbre, esperando, remembrando. La noche se ha silenciado, solo se oye el murmullo de voces en las casas vecinas y el lejano ronronear de los carros en la intercomunal. Al final de la calle de asfaltorasguñado se levanta el viejo balancín que alguna vez bebió de las entrañas de la tierra, pero que ahora despojado de vida y maniatado de luces multicolores languidece.

A kilómetros de distancia, Heriberto se prepara para la Nochebuena. La nieve ha cubierto el jardín de la casa, a pesar del tiempo transcurrido la nieve le sigue maravillando, y no puede evitar recordar el viejo chiste del maracucho que ve entre los arboles nevados a su primer venadito. Para él los recuerdos de las navidades en Campo Rojo se le antojan ahora como postales amarillentas, un pasado lejano y nebuloso; ha dejado ya de contar los años desde la última celebración de lanavidad en el campo. Distraído le echa un leño más al fuego que calienta lasala de la casa, a pesar de los años en estas latitudes no se acostumbra al clima; “más frío que culo de foca”, hubieran dicho en el campo.
Otra Navidad fuera de casa. No, esa no era la mejor manera de pensar. Esta era ahora su casa. Él y Erlinda eran los afortunados, el destino les había abierto nuevos senderos, era Navidad en esta su casa lejos de casa. En la sala el Ipod toca la banda sonora de las navidades de su niñez en el campo, gaitas de Cardenales y El Saladillo, “unplugged” como dirían sus hijas. Pronto la casa se llenará de amigos y ahogaran en risas y canciones la nostalgia que todos sienten pero que ninguno admite.
Betulio suspiró aliviado, la electricidad había vuelto a Campo Rojo, y con ello se había salvado la cena de Nochebuena, por ahora. El campo se había vuelto a iluminar, y en las calles se volvía a escuchar la música y las risas que escapaban por las puertas de las casas, todavía abiertas buscando mitigar el húmedo calor de la noche. El aire acondicionado está racionado por considerarse un lujo innecesario.
En las cornetas del viejo CD-player vuelve a sonar una gaita de esas que llaman modernas, llena de sonidos electrónicos que disfrazan elancestral ritmo del furro. Betulio, sin razón aparente, piensa en Heriberto, su amigo de la infancia, su compañero de desde la escuela, la vida los había separado. ¿Es que acaso había valido la pena el fratricidio inducido por el ahora moribundo proceso? Los años habían borrado la sin razón y solo había quedado Campo Rojo venido a menos la noche de Nochebuena. El rencor le había ganado al afecto.
Heriberto, a pesar del frío, sale a ver la noche, de repente se siente atrapado entre sus recuerdos, uno de los grilletes del inmigrante. Camina alrededor de la casa, patea la nieve, que se levanta como una nube que refleja la luz de los faroles. En ese momento, y sin razón aparente, Heriberto no puede evitar pensar, aunque solo sea por unos instantes, en Betulio, su amigo de siempre. La vida los había separado, el afecto no había podido contra el rencor.
Erlinda le grita a Heriberto: “que hacéis allá afuera, metéte a la casa que te vais a congelar las orejas”. Le parece ver una sombra entre los arboles. No, es solo su imaginación. Encogiéndose de hombros se dirige a la casa donde construye nuevas memorias. Mientras camina alcanza a decir, sin saber a quien ni porque: ¡Feliz Navidad Hermano!.
Betulio se levanta de la mecedora para llamar por teléfono a Miriam, ¡coño! ¿donde se habrá metido? No quiero estar solo en esta noche de fantasmas. Le parece oír una voz conocida que lo llama, se sobresalta, busca la cara en la calle pero no ve a nadie. Encogiéndose de hombros camina hacia la puerta de la vieja casa de mil memorias y deja que estas lo envuelvan, murmura entre dientes ¡Feliz Navidad Hermano!

Nota: Le dedico estas líneas a todos aquellos que en Venezuela y fuera de ella creen y trabajan para un futuro mejor; un futuro donde nuestros hijos tengan la oportunidad de vivir libres de la herencia de nuestros rencores y errores. Al menos esa es hoy mi renovada esperanza para mis hijas. ¡FELIZ NAVIDAD A TODOS!