Te invito a entrar en www.armasdecoronel.org para leer mis libros y ver otra información personal

viernes, 16 de septiembre de 2011

Transición si. Transacción no

Darle la mano a un hampón?

Al hablar de un posible cambio de gobierno en nuestro país Teodoro Petkoof advierte en editorial de Tal Cual (http://www.talcualdigital.com/Nota/visor.aspx?id=58593&tipo=AVA) , que ello : “No es, ni puede ser, como algunos se imaginan, un pase de facturas generalizado. Se necesita paciencia y mucha tolerancia”. Petkoff añade: “[igual a ] como han sido las transiciones en otras partes del mundo. Basta recordar varios casos paradigmáticos. En Chile, Pinochet salió de la presidencia a la comandancia de las Fuerzas Armadas y a una senaduría vitalicia….En España la transición fue negociada durante varios años entre el propio franquismo con los comunistas y los socialistas. En Nicaragua, el ministro de la Defensa de Daniel Ortega, su hermano Humberto, pasó a ser el ministro de la Defensa de la presidente Violeta Chamorro. En los antiguos países comunistas, el tránsito del totalitarismo a la democracia fue pactado entre los comunistas y sus adversarios, a través de procesos electorales”.

No estamos de acuerdo con Teodoro Petkoff. Algun día tendremos que apegarnos más a los principios y menos a los acomodos pragmáticos que terminan debilitando nuestros valores y nos obligan a coexistir pacificamente con los villanos. Esos acomodos despojan de sentido la vida honesta. Los arreglos le dan al malandraje la oportunidad de fortalecerse y dejan insatisfecha la necesidad de retribución que debe existir en una sociedad justa. Los acomodos tienden a prostituír al buen ciudadano.

Los ejemplos mencionados por Petkoff solo nos dicen que hubo arreglos pero no que ellos fueran buenos. El arreglo que permitió a Humberto Ortega Saavedra permanecer en el Ministerio de la Defensa de Nicaragua fue catalizado por Jimmy Carter, ese insigne celestino de la política latinoamericana y fue repudiado por ocho de los catorce partidos políticos de la Unidad Opositora de Nicaragua. Ese infeliz arreglo le permiió a Ortega, un comunista duro y acusado de socio del narcotraficante Pablo Escobar, hacer una inmensa fortuna durante el período de transición llamado La Piñata. Este no puede ser un buen ejemplo para una Venezuela post-chavista. Sería como dejar a Rafaél Ramírez en la presidencia de PDVSA, a Jorge Giordani en el Ministerio de la Planificación o a Luisa Estella Morales a cargo del tribunal Supremo de Justicia.

En el caso de Pinochet, su permanencia al frente del ejército después de su derrota electoral había sido expresamente estipulada en la Constitución de 1980. Sin embargo, ello no impidió que los actos de torturas y muertes de chilenos durante el período de la dictadura comenzaran a ser investigados de inmediato por el nuevo gobierno. Hubo enjuiciamientos y los responsables más notorios fueron enviados a prisión. La permanencia de Pinochet en el ejército fue rechazada por importantes sectores del nuevo gobierno y contribuyó a mantener un apreciable grado de efervescencia política en el país.

Continúa diciendo Petkoff: “Una transición producto de un proceso democrático debe garantizar los derechos de sus opositores…. Afortunadamente, en la Mesa Democrática ninguno de sus integrantes está pensando en el postchavismo en términos de venganza y retaliación, sino en la necesidad de satisfacer una vasta aspiración nacional al cese de la camorra permanente y al retorno de una relación civilizada entre los factores políticos”.

Es preciso tener cuidado con esta manera de ver la transición post-Chávez. No hay dudas de que deberá garantizarse el derecho a la defensa de cada venezolano, algo que no hizo el chavismo. Sin embargo esta garantía de derechos para todos los venezolanos debe ir acompañada de una enérgica acción legal contra quienes asaltaron al país por trece años, de manera inmisericorde y desconsiderada. No se trata de venganza ni de retaliaciones. Se trata de justicia y de retribución. Si no se hace justicia los venezolanos amantes de la democracia y del estado de derecho pasaríamos a ser cómplices del gigantesco crimen que se ha cometido contra la Nación.

Por otra parte, concuerdo con Petkoff en que sería imposible enjuiciar a los miles de venezolanos quienes se montaron en el horrible autobús de la corrupción y de la boliburguesía. Un pase masivo de factura probablemente exacerbaría los odios y los resentimientos. Tampoco podemos castigar a los millones de venezolanos quienes hicieron largas colas para recibir las limosnas del sátrapa. A esa gente que por ignorancia o necesidad se resignó a la satrapía hay que educarla, “dejar de darle un pescado diario y enseñarlos a pescar”. Pero si será necesario actuar en contra de la pandilla, ese conocido y documentado grupo de unos 200-300 venezolanos podridos hasta el tuétano: ladrones, narcotraficantes, terroristas, adulantes, traidores, toda una fauna que abandonó sus deberes con el país para entregarse en manos del sátrapa por dinero y por cobardía. Quizá se escabulla uno que otro que merecería ser enjuiciado o se acuse injustamente a quien no lo merecía, pero no es posible hacer borrón y cuenta nueva. Transición si. Transacción no.

El crimen ha sido demasiado grande para olvidar. No es posible tenderle una mano a los hampones quienes han destruído al país. Ello sería admitir que el crimen si paga,  una admisión embrutecedora.

9 comentarios:

Per Kurowski dijo...

“Tampoco podemos castigar a los millones de venezolanos quienes hicieron largas colas para recibir las limosnas del sátrapa”.

Una transición hacia una Venezuela mejor, la cuál es la única transición que vale la pena, comienza por reconocer que los millones de venezolanos que recibieron “limosnas del sátrapa” incluye a todos quienes sin decir pio, recibieron gasolina regalada y divisas de Cadivi para viajar barato al exterior o para comprar barato y poder revender con buenos márgenes.

El Renegado dijo...

Yo creo que nos estamos emborrachando de optimismo, ojalá me tenga que tragar mis palabras... y con que gusto lo haría.
No Sr. Coronel No, el daño producido por estos malditos comunistas es incalculable e irreversible, no pueden salir gratis ni los activos ni los pasivos. Hay que sentar precedente, -por mi parte venganza- conozco personalmente un caso de expropiación mejor dicho; ocupación o robo por uno de estos "recoje limosna" de una finquita con casita humilde, ganada con el esfuerzo de muchísimos años de trabajo y zasss!! de un solo coñazo ya no la tienes, no se que haría Ud. pero yo saco a plomo limpio a esos coñosdemadre, ya basta de ser guebones y estar poniendo la otra mejilla, con esta gentuza, mucho cuidado, en cuanto te descuidas te la clavan. Alguien dijo;"cuando me engañas una vez, el tonto eres tu; cuando me engañas por segunda vez, el tonto soy yo".
De pinga vamos a comenzar pelando ese culo....
Ah escuche a políticos españoles de partidos democráticos la opinión de su "gran transición" y las consecuencias que hoy dia están padeciendo.

Anónimo dijo...

Jamas sera acceptable eso de la "transicion", a esa gente hay que erradicarla de raiz, no joda hasta cuando con andar perdonando a estos desgraciados? Acaso ellos demontraron compasion, misericordia, tolerancia o respeto por los derechos humanos y civicos de alguno de nosotros? No!. Hay que rasparlos rapida y eficientemente. No podemos empezar a resconstruir el pais si quedan cedulas cancerigenas chavistas en el organismo del pais, de lo contrario promoveremos el regreso eventual del cancer. Acaso uno hace un "periodo de transicion" cuando ratas, ratones y cucarachas invaden nuestro hogar? No! Se llama al exterminador, se les elimina y ya. Alguno de uds puede estar de acuerdo con convivir con ratas y cucarachas en su hogar? No!, entonces porque hacerlo en el hogar de todos que es Venezuela? Para empezar el comunismo en todas sus formas (asi lo disfrazen de "socialismo" debe quedar constitucionalmente prohibido, asi como se prohibio el Nazismo en Alemania. Hay que perseguirlos a ellos y sus bienes despiadamente. la transicion "piadosa" y pendeja no debe ser aceptatada por ninguno de nosotros. Recuerden lo que sufrimos los ultimos 13 largos años. MAC

Anónimo dijo...

Doctor Coronel: el problema que tenemos, para que no queden impunes los crímenes, la corrupción,la dilapidación y la entrega de nalgas a Cuba, es la combinación de complicidad, pusilanimidad y cobardía de la autodenominada dirigencia de oposición.
Aunque he dicho que los van a enterrar en urna blanca por creer que la única vía para salir de este régimen es la electoral, más bien creo que son cómplices. Y son cómplices porque su conducta inmoral, su corrupción y su manejo irresponsable del erario público nos condujo a este fascismo de izquierda que ha multiplicado los viejos vicios y añadido su entrega de nalgas a Cuba, de donde realmente salen las decisiones.
Y como no tienen propósito de enmienda, si hubiese la necesidad -por números imposibles de alterar- de una entrega del coroto para 2013, sería en los términos de la impunidad, al margen de todo proceso de honestidad moral e intelectual.
Por eso he escrito acá que se necesita una Junta de Reconstrucción Nacional, integrada por los mejores hombres y mujeres, en lo intelectual y en lo moral, que queden en este país, sin aspiraciones polìticas -compromiso de no aspirar a cargos desde presidente para abajo luego-, para salvar lo que se pueda de la República, tomar las decisiones para enderezar la nave, hacer una Constituyente y, luego de estabilizado el país, con los juicios a que haya lugar -cero impunidad- llamar a elecciones generales en donde puedan participar todos los sectores, excepto los reos de delitos.
Eses es mi "qué". No conozco el "cómo", pereo alguna manera habrá...

Anónimo dijo...

Añado: entrega del coroto en los peores términos, con un país destruido y un Estado chavista, controlado por la jauría de hampones desde la FAN hasta todas las instancias de los poderes públicos. Cómplices y gafos, ¿como van a gobernar? ¿Tienen las bolas para poner el país boca bajo, sacudirlo y botar toda la basura?
¿O ya tienen compromisos para dejar todo como está, para ser tumbados antes de tiempo o perder irremediablemente las siguientes elecciones en un país ingobernable?
¿O es que muerto el perro -el Führercito de Sabaneta- se acabó la rabia?

Anónimo dijo...

Primero hay que sacarlos del poder, no creo que con ese tipo de elecciones se logre. Con Elecciones con trampas, nunca se ganará. Y menos con Teodoro de arreglador de entuertos. Teodoro es un virus troyano pegado en el rabo de la oposición y como el, están todos esos OPOSITECOS. Primero lo primero, después atrevanse a soñar...
Rafael

Anónimo dijo...

No creo que las elecciones sean ganadas honradamente por la oposición, pues los Chavistas no lo permitiran, porque saben lo que les espera.

Demosthenes dijo...

Creo que todos los de arriba tienen razon, con la excepcion del Sr. Kurowski (en que pais vive?)--donde estan "los millones" que se han beneficiado de Cadivi??!!? Petkoff es y siempre sera un tramposo--de la izquierda, por supuesto. Sera dificil ganar las elecciones por las buenas con un REP de mas o menos 17-18 millones registrados--o, sea, aproximadamente el 100% de todos los Venezolanos de 18 o mas anos!!! (una imposibilidad, representando unos 5 millones virtuales al mando de las computadoras de la "tramparente" CNE). Al menos que Chavez no llegue a las elecciones, lo cual creo es una alta probabilidad, si no una certeza!

Anónimo dijo...

MARRRRRRRDITO LOCO PICA-PIEDRAS