Te invito a entrar en www.armasdecoronel.org para leer mis libros y ver otra información personal

jueves, 18 de julio de 2013

HAN ENSUCIADO LA PRESIDENCIA


Todos los dias un nuevo disfraz
 
El objetivo de un presidente debería ser el de darle lustre a la presidencia, en base a su comportamiento. Que se diga a su partida que contribuyó a realzar la figura de la dignidad y majestad presidencial. Ello es posible cuando su actuación está dirigida a promover la armonía social, el esfuerzo conjunto de todos los ciudadanos y el mejoramiento del pueblo.  Algunos de nuestros presidentes han estado cerca de lograrlo y son y serán bondadosamente recordados por ello : López Contreras, Medina, Gallegos, Betancourt, Caldera I, los primeros dos años de CAP I, Leoni.

Otros presidentes no lo han logrado debido a su falta de liderazgo o escasas aptitudes, a pesar de sus buenas intenciones (Herrera), mientras que algunos otros definitivamente la han ensuciado.

Entre quienes han ensuciado la presidencia a conciencia, por perversidad, ignorancia o por una combinación de esas razones, se encuentran Hugo Chávez Frías y Nicolás Maduro. Los útimos 15 años de historia venezolana serán vistos por las futuras generaciones como una pesadilla que llevó al país a un estado de mediocridad y ruina como nunca antes había experimentado. Esta es una aseveración documentable que estaríamos en capacidad de apoyar con hechos y datos ciertos ante cualquiera audiencia, si alguna vez ello fuese requerido.

Todo lo que es necesario hacer para sustentar esta afirmación es comparar la actuación de estos personajes con los tres componentes esenciales de una presidencia digna.

Armonía Social   

La armonía social no es uniformidad de pensamiento sino tolerancia y respeto entre ciudadanos que puedan tener diferencias de opinión. Es una manera de vivir juntos en paz, sin que una manera de pensar le dé a un grupo los beneficios que se le niegan a quienes no piensan de la misma manera. Es inclusión, definida como la aceptación de iguales derechos y deberes para todos los ciudadanos, como un tratamiento  equitativo para todos por las instituciones del Estado. Hugo Chávez Frías y Nicolás Maduro han representado la antítesis de este objetivo. Su herramienta fundamental ha sido el odio. Han promovido agresivamente la exclusión de grandes sectores de la población que difieren de sus ideas y beneficiado de manera impropia y criminal a sus seguidores. Creo que esto es tan evidente que no resiste argumentación en contra.  

El Esfuerzo Conjunto

Es una perogrullada decir que un país no puede progresar si está dividido. Se lee en la Biblia, Marcos 3-25: Y si un reino está dividido contra sí mismo, ese reino no puede perdurar. Y Mateo 12-25 : Y conociendo Jesús sus pensamientos, les dijo: Todo reino dividido contra sí mismo es asolado, y toda ciudad o casa dividida contra sí misma no se mantendrá en pie. Es de sentido común.  Sin embargo, Hugo Chávez Frías y Nicolás Maduro han promovido la division entre los venezolanos como manera transitoria de mantenerse en el poder. Este crimen contra la nación ha llevado a Venezuela al punto más bajo de su historia, a un punto donde hay odio, desconfianza extrema, criminalidad desatada e injusticia, un punto donde la soberanía de la nación ha sido puesta en manos, por ignorancia y traición, de un país miserable acogotado por un dictadura que se aproxima a los 60 años.  

El mejoramiento del pueblo

Un pueblo mejora cuando se le da la oportunidad de acceder, de manera permanente a la salud, la educación, la vivienda y el empleo. Esto no es posible lograrlo en base a una política de dádivas que proporcionan a quienes las reciben una ilusión de bienestar, mientras los hacen cada vez más dependientes del padre pródigo. Hay Barrio Adentro pero no hay  hospitales eficientes, universidad “express" pero no educación de calidad, programas de vivienda que solo existen en la retórica oficial, “empleo” en las milicias populares o en una burocracia del Estado que ya  suma más de 2.300.000 personas y cuya contra-prestación es la lealtad política al régimen. En paralelo, el lenguaje de estos “presïdentes” ha sido y es cloacal, degradado, incapaz de promover sentimientos nobles entre el pueblo, diseñado para acrecentar el resentimiento entre los venezolanos. No hay mejoraminto sino un trágico proceso de involucion cultural basado en la patriotería.     
 Cama de hospital revolucionario
Hugo Chávez Frías y Nicolás Maduro han ensuciado y continúan ensuciando la presidencia. La Venezuela del futuro los pondrá en su lugar.  

 

1 comentario:

Anónimo dijo...

Maduro es sólo un pobre matón semianalfabeta a quien la inmensa decadencia de nuestro país permitió acceder a esa posición, como a Chávez, que era de la mismísima calaña.